Quantcast
El Tiempo Latino
6:31 a.m. | 7/28/2014 | 73°

Plácido Domingo despide el año en Acapulco


EFE | 12/30/2012, 5:16 p.m.
Plácido Domingo despide el año en Acapulco
El tenor español Plácido Domingo participó el sábado 29 de diciembre, en una presentación en Playa Tamarindos, en el puerto mexicano de Acapulco, a beneficio de las Orquestas Infantiles de Guerrero. | EFE

El tenor español Plácido Domingo celebró el sábado 29 de diciembre su última actuación del año en Acapulco con un recital para casi 20.000 personas, cuya recaudación irá destinada a recuperar las orquestas infantiles del estado mexicano de Guerrero y ayudar así a centenares de jóvenes en riesgo de exclusión.

"Uno de los momentos más hermosos fue dirigirlos y escucharlos cantar", aseguró entusiasmado el tenor durante una rueda de prensa posterior al concierto, refiriéndose a los 320 jóvenes y niños que participaron en el recital, procedentes de la Orquesta Renacimiento.

Este grupo musical, creado el pasado 30 de julio con niños de "Ciudad Renacimiento", una zona marginada de Acapulco, gracias a un programa para la formación musical de jóvenes con escasos recursos económicos, es uno de los que serán apoyados con lo recaudado.

"Creo que esto es algo maravilloso, les va a dar una fuerza cultural, una fuerza moral, una fuerza de lo que es la amistad, la colaboración de estar en grupo, y de tener una vida por delante", agregó el artista, firme defensor de la formación musical para promover la integración y prevenir la exclusión social.

Placido Domingo (Madrid, 1941) recordó que un "gran amigo" suyo, el maestro José Antonio Abreu, organizó hace 35 años en Venezuela un programa similar que tuvo importantes resultados, pues más de 350.000 jóvenes pasaron por sus aulas y salieron de las calles.

"Los niños siempre te sorprenden y la admiración más grande que deberemos tener y el apoyo más importante es a esas criaturas", indicó el artista durante una rueda de prensa celebrada a los pies del escenario en Playa Tamarindos, en la bahía de Acapulco.

Durante algo más de dos horas y media, el tenor protagonizó un concierto a la orilla del mar repleto de sorpresas, en el que apareció al comienzo del espectáculo para dirigir la obra "Va Pensiero", de Giussepe Verdi, interpretada por los jóvenes.

Vestido de traje blanco, estuvo acompañado por la Orquesta Filarmónica de Acapulco, el director Eugene Kohn y la soprano puertorriqueña Ana María Martínez, con quien protagonizó un baile espontáneo durante una de las obras que provocó los aplausos entusiastas de los asistentes.

Además, sorprendió la aparición de su hijo, Plácido Domingo Junior, quien deseó "feliz año por adelantado" al público y agradeció a su padre la "oportunidad" de estar en ese privilegiado escenario, donde cantó junto a su progenitor "What a wonderful world", y, ya en solitario, el bolero "Sabor a mí".

Para no decepcionar a sus seguidores en México, país al que el artista siempre consideró su segunda patria por haberse criado en él, se enfundó el traje de charro y con acompañamiento de mariachis entonó algunas de las canciones más populares del lugar como "María Bonita", "Acuérdate de Acapulco" y "Ometepec".

Plácido Domingo se crió en México desde los 8 hasta los 21 años, y aún guarda estrechos vínculos, especialmente, con la ciudad de Acapulco, donde disfrutó de su luna de miel.

Además, siempre se le recuerda que fue uno de los miles de voluntarios que en septiembre de 1985 participaron en las tareas de rescate de las víctimas del terremoto que azotó a la Ciudad de México, y realizó un concierto para recaudar fondos tras el paso del huracán Paulina en 1997.