0

No al monopolio en compañías aéreas

Impiden que se unan US Airways y American
Los jueces federales determinaron que uniéndose US Airways y American Airlines serían la compañía más grande del mundo y aniquilarían a la competencia.

Los jueces federales determinaron que uniéndose US Airways y American Airlines serían la compañía más grande del mundo y aniquilarían a la competencia.

El Departamento de Justicia de Estados Unidos y los secretarios de Justicia de varios estados impugnaron el martes 13 de agosto una propuesta de fusión entre US Airways Group Inc. y la casa matriz de American Airlines, AMR Corp., por 11.000 millones de dólares.

El Departamento de Justicia alegó que la fusión crearía la mayor aerolínea del mundo y que una combinación de ambas empresas reduciría la competencia en los mercados locales de viajes aéreos comerciales, lo que causaría que los pasajeros paguen más por sus boletos y reciban un servicio de menor calidad.

El gobierno federal y los secretarios de justicia iniciaron su demanda en una corte federal en Washington DC, tratando de impedir que se fusionen ambas empresas.

Un vocero de US Airways no formuló declaraciones de inmediato. American Airlines no devolvió una llamada telefónica en busca de comentarios.

En una carta a los empleados de AMR, el director ejecutivo Tom Horton dijo que ambas compañías trataron de convencer al Departamento de Justicia de que el acuerdo sería bueno para sus clientes y para la competencia en el sector de aerolíneas.

"Ya que el DJ se ha formado una visión contraria, el asunto se determinará ahora en las cortes", señaló Horton, un proceso que según dijo "probablemente tome algunos meses".

En febrero, ambas empresas anunciaron sus planes de crear una compañía con 6.700 vuelos diarios e ingresos anuales de unos 40.000 millones de dólares.

De ser aprobada la fusión, las cuatro aerolíneas más importantes de Estados Unidos —American, United, Delta y Southwest— serían productos de fusiones que comenzaron en 2008. Esos acuerdos ayudaron a la industria a controlar asientos, encarecer sus tarifas y regresar a los números negros.

El martes, el secretario de Justicia federal Eric Holder dijo que la transacción entre US Airways y American ocasionaría "tarifas de vuelo más caras, mayores recargos y menos servicios".

El año pasado, los viajeros de negocio y turismo gastaron más de 70.000 millones de dólares en boletos aéreos para viajar por Estados Unidos. Intercesores a favor de los consumidores aplaudieron la demanda.

"Éstas son las mejores noticias que pudieran haber obtenido los consumidores", dijo Charlie Leocha, director de Consumer Travel Alliance y miembro de un panel que asesora al gobierno en asuntos relacionados a viajeros.

AMR Corp. ha reducido costos y deudas desde que se declaró en bancarrota y solicitó protección federal de sus acreedores a fines de 2011. Los pilotos de ambas aerolíneas aceptaron medidas que facilitarían la combinación de sus organizaciones bajo un solo contrato laboral, un gran obstáculo en la gerencia de aerolíneas.

Los secretarios de justicia estatales que se sumaron son los de Arizona, Florida, el Distrito de Columbia, Pensilvania, Tenesí, Texas y Virginia.