Quantcast
El Tiempo Latino
9:55 p.m. | 79° 6/25/2017

Piden traslado de niña descerebrada


Jahi McMath, de 13 años, fue desahuciada por los médicos

El Tiempo Latino/ AP | 12/27/2013, 5:18 p.m.
Piden traslado de niña descerebrada
Nailah Winkfield, madre de la niña de 13 años descerebrada Jahi McMath, en una foto del 20 de diciembre del 2013, llora en un tribunal durante una audiencia sobre McMath, en Oakland, California. La familia de una niña que quedó descerebrada tras sufrir complicaciones cuando era sometida a una amigdalectomía desea que la transfieran a una residencia de cuidados especiales que tiene la intención de prestarle atención aunque los médicos han dicho que no tiene recuperación, dijo un abogado el jueves 26 de diciembre del 2013. | AP

La familia de una niña a la que se le declaró muerte cerebral tras sufrir complicaciones cuando era sometida a una amigdalectomía desea que la transfieran a una residencia de cuidados especiales que tiene la intención de atenderla aunque los médicos han dicho que no tiene recuperación, dijo el jueves un abogado.

Antes que la casa de cuidados pueda aceptar a la niña de 13 años, los médicos del Hospital Infantil de Oakland necesitan insertarle sondas para que la paciente, Jahi McMath, pueda respirar y ser alimentada. Las sondas permitirán que ella pueda mantener sus funciones biológicas en las nuevas instalaciones, dijo el abogado de la familia, Christopher Dolan, a The Associated Press.

Dolan se abstuvo de identificar el centro de atención pero dijo que está en el área de la Bahía de San Francisco y que no está equipado para realizar operaciones quirúrgicas. Dolan que se puso en contacto con el centro a través de médicos católicos.

"Nuestra posición es: Ustedes no la quieren, eso es claro... Tratamos de encontrar a alguien que no la vea como un cuerpo inanimado, que la cuide y que nos ayude a retirarla de aquí y llevarla con alguien que le brinde cuidados en vez de ponerla en una bolsa para cadáveres", dijo Dolan, que representa a la madre de Jahi.

El tío de la niña, Omari Sealey, dijo en una conferencia de prensa que la familia pasó la Navidad con Jahi, rezando juntos por un milagro.

"Parece que hemos hallado un milagro para mantener viva a Jahi", afirmó Sealey y "darle otra oportunidad para que despierte".

El hospital se prepara para retirar a Jahi de un sistema de respiración artificial, una decisión que su familia ha tratado de impedir recurriendo a los tribunales. Un juez autorizó al hospital para que retire a la niña del respirador el lunes después de las 5 de la tarde, a fin de que la madre pueda apelar.

El abogado dijo que le había pedido al hospital que coopere, preparando a Jahi para su traslado, pero no había tenido respuesta hasta el jueves por la tarde.

La portavoz del Hospital Infantil, Cynthia Chiarappa, dijo que el nosocomio preparaba una declaración.

Jahi fue sometida a una operación de amígdalas este mes porque tenía dificultades para respirar mientras dormía. Después de la operación, la niña tuvo una hemorragia por la boca y luego un paro cardíaco.