Quantcast
El Tiempo Latino
11:24 p.m. | 4/23/2014 | 50°

Baltimore se rinde a los pies de los Ravens

Decenas de miles de personas celebran el triunfo en el Super Bowl

ap | 2/6/2013, 11:35 a.m.
Baltimore se rinde a los pies de los Ravens
El jugador de los Ravens de Baltimore, Torrey Smith (centro), levanta la copa Vince Lombardi el martes 5, durante el desfile triunfal de los campeones del Super Bowl XLVII en Baltimore, MD. | EFE

La ciudad de Baltimore celebró el martes 5 de febrero con sus campeones de la NFL, los Ravens, y miles de aficionados vestidos de color púrpura atiborraron las calles y el estadio para celebrar su triunfo en el Super Bowl.

El público llenó la plaza que se encuentra frente al Ayuntamiento y vitoreó al equipo a su llegada, y cuando los jugadores levantaron el trofeo Vince Lombardi.

El entrenador John Harbaugh agradeció a la multitud por su apoyo, y el safety Ed Reed cantó la melodía de "Two Tickets to Paradise", de Eddie Money. El linebacker Ray Lewis, el único jugador que comenzó con el equipo cuando se mudó de Cleveland a Baltimore, dijo a los aficionados que el equipo cumplió su promesa de ir a Nueva Orleáns a ganar.

"Ciudad de Baltimore: los quiero por siempre jamás", dijo Lewis frente al Ayuntamiento. Lewis se retiró tras la victoria el domingo ante los 49ers de San Francisco.

Los jugadores llegaron cerca de una hora después de lo programado, pero los aficionados esperaron para verlos montados en vehículos militares y enardecerse al verlos entrar en el estadio. La ciudad arrojó confeti de colores púrpura y blanco mientras comenzaba el desfile con la canción "We are the champions", de Queen, sonando en los altavoces.

El quarterback Joe Flacco y otros jugadores recorrieron las calles sobre vehículos militares, mientras que otros subieron a una carroza decorada como una cancha de futbol estadounidense.

Lewis tuvo el sitio de honor en un vehículo militar que marcó el cierre de la procesión. Posó su mano sobre el pecho y levantó los pulgares para saludar a los aficionados, quienes lo siguieron durante su recorrido.

Los espectadores iban ataviados con toda clase de prendas. Además de las camisetas del equipo, la gente se puso gorros, bufandas y collares con el color púrpura. Un hombre llevó una bandera de los Ravens como capa, y muchas mujeres se maquillaron de púrpura también.

Algunos aficionados en el desfile dijeron que planeaban ir al estadio M&T Bank, pero el recinto, que generalmente puede dar cabida a 71.000 personas, se llenó alrededor de las 12:30 p.m., dijo un portavoz de la policía, y se negó el acceso a quienes llegaron después.

Flacco, el Jugador Más valioso del Super Bowl, también habló para la multitud.

"Baltimore, lo hicimos. ¡Campeones del Super Bowl!", dijo.