Quantcast
El Tiempo Latino
4:24 p.m. | 11/26/2014 | 37°

Tachan de inconstitucional situación de Chávez


EFE | 1/7/2013, 4:20 p.m.
Tachan de inconstitucional situación de Chávez
El presidente venezolano Hugo Chávez. | EFE

Exiliados venezolanos de Miami tacharon el lunes 7 de enero de inconstitucional que el presidente electo, Hugo Chávez, no necesite jurar su cargo el próximo jueves para iniciar un nuevo mandato, una posibilidad que convertiría a Venezuela, dijeron, en un "régimen de facto".

"Si el próximo 10 de enero Chávez no juramenta ante la Asamblea Nacional y se da continuidad a las actuales autoridades estaríamos frente a una aberración y un golpe de estado a la Constitución", dijo a Efe el presidente de Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio (Veppex), José Antonio Colina.

En Estados Unidos residen unos 200.000 venezolanos y la mayoría vive en Florida, donde se sigue con gran atención la evolución del estado de salud de Chávez.

Para Colina, la "única forma de legalidad" ante la probable ausencia de Chávez es la que dimana de la Constitución y confiere al presidente de la Asamblea Nacional venezolana, Diosdado Cabello, los poderes temporales al frente de la República. De no realizarse así, "se instauraría un régimen de facto", defendió.

Chávez convalece en Cuba de una cirugía a la que fue sometido el pasado 11 de diciembre, en lo que fue su cuarto paso por el quirófano desde que hace un año y medio se le detectó un cáncer en la zona pélvica.

El líder bolivariano tiene una insuficiencia respiratoria como consecuencia de una grave infección pulmonar, por lo que es poco probable su presencia en Caracas para jurar su cargo el próximo jueves, tal y como estaba previsto.

Según la Constitución venezolana, si el jueves se produjera la "falta absoluta" de Chávez, Cabello (reelegido este sábado en el cargo) debería asumir la Presidencia y convocar elecciones generales en 30 días.

En ese caso, explicó Colina, el vicepresidente Nicolás Maduro, considerado el "heredero" del mandatario venezolano, "terminaría también sus funciones" ese día. Lo contrario sería "ilegal y arbitrario", subrayó.

Reiteró su rechazó a la pretensión de las autoridades venezolanas de que Chávez se mantenga como presidente en funciones, pese a estar hospitalizado en Cuba, y aseguró que el paso a un "nuevo período constitucional" exige que sea Cabello quien tome las riendas.

La "tesis del continuismo, elaborada desde La Habana, no tiene ningún sentido ni asidero constitucional", señaló por su parte a Efe Horacio Medina, ex gerente de la petrolera estatal venezolana PDVSA y directivo de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) en Miami.

Al igual que Colina, Medina quiso dejar claro que si Chávez no puede asumir su mandato "no hay posibilidad de continuidad. Eso es un invento que busca violar lo que está escrito en la Constitución", precisó.

Por ello, prosiguió, es Cabello el que tiene que asumir la Presidencia, ante la ausencia de Chávez, y luego, entonces sí, "abrir un espacio mientras se presentan informes médicos" y, de resultar una "ausencia absoluta" del mandatario, convocar elecciones generales.

Preguntado por el sentido de ese intento de "continuidad" en ausencia de Chávez, Medina apuntó que se trata de una estrategia para que "Maduro continúe siendo el presidente encargado". Pero, ironizó el exiliado, "¿cómo puede serlo en un nuevo Gobierno en el que el presidente no es presidente?".

El resultado, afirmó, es un "vacío constitucional" que ampara una "tesis de la continuidad" que no supone otra cosa que un "golpe a la Constitución y una violación flagrante" de su texto.

"A partir del 10 de enero se inicia un nuevo período constitucional donde es imprescindible que el nuevo presidente jure su cargo", insistió.

Colina expresó la determinación de su organización de "reaccionar de un modo contundente", si finalmente Chávez, que gobierna Venezuela desde 1999, no jura su cargo el próximo jueves y se da continuidad "a las mismas autoridades que tenemos en estos momentos".

Así, dijo que Veppex denunciará internacionalmente que Venezuela "tiene un régimen de facto" y pedirá a la Organización de Estados Americanos (OEA) que aplique la Carta Interamericana Democrática.