Quantcast
El Tiempo Latino
9:34 a.m. | 10/21/2014 | 57°

Aliados de Chávez: "el gobierno sigue en marcha"


Pese a la ausencia del mandatario desde el 10 de diciembre de 2012

Redacción, AP | 1/19/2013, 7:39 a.m.
Aliados de Chávez: "el gobierno sigue en marcha"
Foto de archivo que muestra a Hugo Chávez tomando juramento al ministro de Defensa, el 10 de diciembre de 2012. | AP

Encabezado por el vicepresidente Nicolás Maduro, el tren ministerial del presidente venezolano Hugo Chávez se desplegó el viernes 18 por el país en una demostración de que el gobierno se mantiene en marcha, pese a la ausencia del mandatario operado hace más de un mes en Cuba por la reincidencia del cáncer.

Las apariciones públicas de Maduro y otros cercanos colaboradores de Chávez se han acrecentado recientemente en un aparente intento de llenar en parte el vacío dejado por el enfermo mandatario, quien solía dedicar mucho tiempo a estar presente en los medios y a dar largos discursos.

Tras un encuentro con banqueros del sector público y privado, el ministro de Petróleo, Rafael Ramírez, declaró a la prensa que "todos los programas de la revolución siguen y seguirán, y nuestro gobierno, nuestro vicepresidente y todo el equipo garantiza el cumplimiento de todas las propuestas del comandante Chávez".

"El gobierno revolucionario no se ha detenido ni un minuto", acotó Ramírez, en alusión a la acción de los ministros, quienes cumplen una abultada agenda de discursos y recorridos por el país, luego de un aparente letargo a finales del año pasado.

Chávez no ha sido visto ni oído desde que partió el 10 de diciembre a Cuba para someterse a una cuarta operación de cáncer.

Mientras voceros oficialistas afirman que reciben instrucciones del mandatario, analistas y opositores se preguntan por qué el mandatario no ha hecho ninguna declaración pública desde La Habana ni ha aparecido en fotos con seguidores o familiares, como hizo en tratamientos pasados.

Según los detractores, la prolongada ausencia de Chávez y las presuntas luchas entre los miembros de su partido aparentemente han paralizado al gobierno. Ello estaría provocando una escalada en los problemas nacionales más apremiantes, como la rampante violencia delictiva, la inflación endémica de dos dígitos y el deterioro de la infraestructura, que se evidencia en el mal estado de carreteras y repetidas fallas casi a diario en servicios públicos como el suministro de agua y electricidad.

El diario opositor Tal Cual indicó el lunes en un editorial del periodista Fernando Rodríguez que Venezuela es ahora un "país sin cabeza".

"¿Quién manda en este país?", preguntó Rodríguez, quien señaló que el país está siendo maltratado por una inflación del 20%, la escasez de algunos alimentos se ha agravado y durante las fiestas decembrinas 498 cuerpos fueron llevados a la morgue de la ciudad de Caracas.

"El país está inmóvil y la crisis asoma sus pezuñas", escribió.

Ramírez, coordinador de un órgano creado por Chávez para la organización y construcción de viviendas en el marco del programa estatal "Gran Misión Vivienda", indicó que este año se espera que estén en construcción 620.000 viviendas en el país. "Actualmente se levantan 415.000", destacó el ministro. El gobierno negocia con la Asociación Bancaria de Venezuela la ampliación de la cartera hipotecaria.

A pesar del enorme gasto en programas sociales del gobierno, perduran problemas crónicos, como la escasez de vivienda. Las paupérrimas barriadas que rodean los centros urbanos han crecido bajo el mandato de Chávez, y la construcción de viviendas nuevas no alcanza para satisfacer a la enorme demanda.