Quantcast
El Tiempo Latino
5:03 a.m. | 51° 10/19/2017

Vicky Leyva: cantante y activista


Santiago David Távara | 1/31/2014, 11:25 a.m.
Vicky Leyva: cantante y activista
RITMO. La cantante Vicky Leyva durante una presentación reciente en el Cebiche House en Gaithersburg, MD. | Santiago David Távara/ETL

ACTIVISTA. La cantante Vicky Leyva promueve el desarrollo de los afrolatinos.

Miguel Angel Alvarez para ETL

ACTIVISTA. La cantante Vicky Leyva promueve el desarrollo de los afrolatinos.

En distintos eventos culturales, la cantante y activista afroperuana Vicky Leyva insta a los asistentes a mover la cadera a ritmo del cajón, que un instrumento musical típico de su país. “En Estados Unidos he podido alcanzar muchas satisfacciones, que no hubiera logrado en mi país, porque también me proyecté a ser afroactivista aquí”, dijo Leyva en una entrevista con El Tiempo Latino el martes 28.

A sus 56 años, con cuatro hijos y cinco nietos, 14 años en Estados Unidos, casi 35 años de vida artística y muchos galardones, Leyva asegura que se siente realizada pero que todavía le quedan muchas sueños que conquistar. “Me siento realizada como mujer y como madre. Como artista se me han abierto muchas puertas, soy muy reconocida entre los afrolatinos en diferentes organizaciones. Eso me alegra”, afirmó.

“Tengo mucho camino por lograr, cada día es una meta por cumplir... las generaciones van cambiando, las metas de ahora no son las mismas que las de mañana, yo tengo una nueva meta que cumplir”, subrayó.

Una de esas metas está a punto de cumplirla durante la celebración en febrero del Mes de la Historia Negra que recuerda los aportes de la comunidad afrodescendiente en el país.

Con mucho entusiasmo, Leyva indicó que como directora ejecutiva de la Asociación Cultural Afrolatina y de la Diáspora Africana (ACADA), ha unido esfuerzos para una premiación por primera vez en el área de Washington a afrolatinos destacados. La iniciativa cuenta con el respaldo de la Oficina de Asuntos Latinos del Alcalde de DC (OLA) y la prestigiosa Institución Smithsonian.

El “afroactivismo es algo que llevo desde Perú, que no quiere decir que tengas que meterte directamente a la política, sino tratar de confrontar la situación que pasan los afrolatinos, que es tratar de mejorar la visión comunitaria hacia los afroperuanos y que ahora ha ampliado el campo para impulsar el desarrollo de los afrodescendientes”, aseveró.

Al igual que muchos inmigrantes, Leyva llegó a Estados Unidos a fines de 1999 en búsqueda de mejores oportunidades económicas. “Tengo ya mis raíces bien centradas acá. Perú sigue siendo mi patria, y a la que pienso ir siempre porque voy dos veces al año” aunque más por razones personales que artísticas, indicó.

Su trayectoria como artista incluye su participación en 1979 en ballet folklórico Perú Negro y destacadas presentaciones en distintos eventos. Leyva se ha especializado en la música afroperuana por tradición familiar.

La cantante también aprovechó para aconsejar a jóvenes valores que piensan seguir sus huellas. “Lo primero que deben tener en cuenta es la identidad, uno no puede hacer nada si no reconoce su identidad, además de su responsabilidad y su compromiso”, indicó. “Siempre hay una frase que digo, que dejen huellas firmes al pisar para que el que siga sepa donde pisar. Como madre he dejado muchas huellas, eso influye. Soy una persona que digo y hago”, manifestó la artista.

Perteneciente a la Iglesia Mormona, Leyva afirmó que mantiene los valores que le han permitido “guiar sola a mis cuatro hijos, me separé cuando ellos estaban pequeños y he sabido sacarlos adelante”. Un dolor grande que enfrentó fue el fallecimiento de su padre el año pasado, que le afectó mucho y le hizo comprender que “estamos de paso en esta vida”.

“Me siento muy complacida que dentro de la comunidad afrolatina siempre tengo respuestas a mis proyectos, siempre me siento muy apoyada, eso es algo que para mí no tiene precio”, enfatizó la cantante.

“Siempre cuando hablo se me escucha, se me atiende y pienso que eso es muy importante cuando dejaste huella firme al caminar porque sabes que estás dejando un legado para los demás, y los demás creen en ti”, subrayó.

Su meta es “tratar que la comunidad afrodesdendiente sea reconocida y que no exista esa marginación que siempre se ve en nuestros países, que se menosprecie a una persona por su color”, afirmó.