Quantcast
El Tiempo Latino
11:26 p.m. | 36° 12/13/2017

Diluvio de protestas en DC


Santiago David Távara | 5/2/2014, 11:47 a.m.
Diluvio de protestas en DC
Un activista es arrestado luego de un acto de desobediencia civil, en el que participaron varios niños, frente al Capitolio el miércoles 30 de abril para pedir una reforma migratoria. | Lenin Nolly para ETL

photo

Santiago David Távara

Una activista es arrestada por la policía por desobediencia civil el 1 de mayo para pedir un cese a las deportaciones. Un total de 12 personas fueron arrestadas.

A los aguaceros que azotaron en días recientes el área de DC le acompañó un diluvio de protestas contra las deportaciones récord bajo el gobierno de Barack Obama que incluyeron huelgas de hambre y arrestos por desobediencia civil.

Entre los manifestantes en una marcha el jueves 1 de mayo en el parque Lafayette, frente a la Casa Blanca, estaba la salvadoreña Catia Paz, casada y con dos hijas, quien teme que la deporten en las próximas semanas justo en el mes en que se rinde homenaje a las madres.

Un día antes, el miércoles 30 de abril, cinco niños y 20 adultos fueron detenidos frente al Capitolio, sede del Congreso, bajo una intensa lluvia, luego de actos de desobediencia civil por la obstrucción de una de las calles aledañas.

El menor de los arrestados fue Yahir Ambrosio, de 11 años, quien al igual que el resto de los jóvenes manifestantes es ciudadano estadounidense de padres inmigrantes quien dijo estar “harto” de las falsas promesas de los políticos.

De manera similar, el martes 29 de abril un total de 12 activistas, en su mayoría mujeres, fueron detenidos por desobediencia civil. Ese mismo día, pastores evangélicos visitaron a congresistas, en particular al grupo de republicanos de la Cámara de Representantes que ha impedido una votación sobre la propuesta de ley de reforma migratoria.

Entre manifestaciones y reuniones, se sucedieron huelgas de hambre que desde el 5 de abril mantuvieron padres y madres de familia, así como jóvenes de distintos estados del país, quienes son el rostro de la separación familiar y el sufrimiento causado por el disfuncional sistema de inmigración.

Otra de las protestas se realizó el miércoles 30, cuando jóvenes inmigrantes “dreamers” , desafiaron la lluvia al hacer una vigilia con oraciones y cantos frente a la casa del secretario de Seguridad Interna (DHS), Jeh Johnson. Al bajar de su auto, protegido por el Servicio Secreto, el secretario Johnson “nos miró y sé que escuchó nuestras oraciones”, dijo la activista Hilda Alvarado, cuyo esposo podría ser deportado este mes.

Johnson analiza medidas para reducir las deportaciones, algo que podría anunciar en breve, según reportes.

Los sindicatos también se han unido a la presión por la reforma migratoria. La coalición AFL-CIO expuso recientemente el costo de la crisis de las deportaciones con un video que se proyecta en su sede principal en DC, cerca de la Casa Blanca, desde el 30 de abril hasta el 2 de mayo.

El video muestra las dramáticas historias de inmigrantes que han sido deportados.

A pesar de la presión, legisladores republicanos como Steve King y Morris Jackson Brooks, que rechazan lo que consideran como una “amnistía” para “ilegales”, se han enfrentado abiertamente al presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner, para evitar acuerdos bipartidistas que abrirían la posibilidad de aprobar una reforma este año.