Quantcast
El Tiempo Latino
4:32 p.m. | 63° 10/17/2017

Los ojos que nos enseñaron México


Muestra en DC de la obra de Gabriel Figueroa

Alberto Avendaño-ETL | 9/9/2014, 1:09 p.m.
Los ojos que nos enseñaron México
Gabriel Figueroa hijo, izq., y Mauricio Maillé, de la Fundación Televisa, junto a una foto del director de fotografía Gabriel Figueroa en la muestra del Instituto Cultural de México en DC, el día 8 de septiembre. | Alfredo Duarte Pereira para ETL

La tarde del lunes, 8 de septiembre, el Instituto Cultural de México inauguró oficialmente la muestra dedicada al director de fotografía Gabriel Figueroa Mateos, un pionero del cine, un artista de la imagen y uno de los responsables de la llamada “Edad de Oro” del cine mexicano.

Gabriel Figueroa Flores señala a su padre, el cineasta Gabriel Figueroa Mateos, en una foto del set de la película “Allá en el Rancho Grande” (1936), durante la exhibición homenaje a Figueroa Mateos en el Instituto Cultural de México, el 8 de septiembre, en Washington, DC.

Alfredo Duarte Pereira para ETL

Gabriel Figueroa Flores señala a su padre, el cineasta Gabriel Figueroa Mateos, en una foto del set de la película “Allá en el Rancho Grande” (1936), durante la exhibición homenaje a Figueroa Mateos en el Instituto Cultural de México, el 8 de septiembre, en Washington, DC.

GABRIEL FIGUEROA: LA EDAD DE ORO DEL CINE DE MÉXICO

Instituto Cultural de México 2829 16th St, NW Washington, DC 20009

La exposición estará en exhibición del 9 de septiembre al 3 de noviembre del 2014. Como complemento a la exhibición se presentarán 3 películas —la entrada es gratis pero hay que hacer RSVP en http://www.instit...

Multiple Perspectives, the crazy machine | 18 de septiembre, 6:45pm: Documental, 96 min. Emilio Maillé, 2012. Antología de las imágines más icónicas y simbólicas de la cinematografía mexicana de la mano de Gabriel Figueroa.

The Pearl | 15 de octubre, a las 6:45 pm: Cine, 87 min. Emilio El Indio Fernández, 1945. Traducción a la pantalla del libro de John Steinbeck sobre la “civilizada ambición”.

Los olvidados | 30 de octubre, 6:45 pm: Cine 85 min.Luis Buñuel, 1950. Una aclamada obra maestra del director español fotografiada por Figueroa. Los Olvidados fue inscrita en “Memory of the World” de la UNESCO en 2003 en reconocimiento a su alto significado histórico.

Al evento acudió el embajador de México ante la Casa Blanca, Eduardo Medina Mora, el presidente del Grupo Televisa, Emilio Azcárraga Jean, y Alicia Lebrija, presidenta de Televisa Foundation, la organización patrocinadora de la exhibición. Pero el evento había comenzado en la mañana, cuando pudimos pasear por las salas del Instituto de la mano de dos cicerones de lujo: el director de artes visuales de la Fundación Televisa, Mauricio Maillé, y el hijo de Gabriel Figueroa —y también fotógrafo— Gabriel Figueroa Flores. “Mi padre era un hombre muy afable”, contó Figueroa a El Tiempo Latino. “En sus últimos años (se retiró en 1986) me llevaba al set para que viera como trabajaba... buscaba crear un ambiente estable para que los talentos no chocasen”. Sin duda, no debió ser fácil trabajar a las órdenes de luminarias cinematográficas como John Ford, John Huston o Luis Buñuel. “Pero él siempre buscaba la distension para que el trabajo fluyera sin contratiempos”, explicó Figueroa y añadió que para su padre “lo importante era siempre la historia, y para desarrollarla sabía que tenía que crear un ambiente visual apropiado”. Y ese ambiente visual se convirtió en la fotografía de todo un país, en las imágenes que definen y proyectan a toda una cultura. “Figueroa y Emilio El Indio Fernández crearon un lenguaje cinematográfico propio en México”, dijo Maillé quien se puso como reto sumergirse en el rico y laberíntico archivo de Televisa para sacar a la luz la mayoría del material que se disfruta en la exhibición. “En los archivos de Televisa encontramos unas 50 películas de Figueroa y otros materiales visuales, pero para la exhibición se utilizaron más de 150 películas”, contó Maillet quien explicó que la riqueza de los archivos de Televisa es enorme, con más de un millón de documentos de la historia visual de México. La muestra es un homenaje y una recuperación del imaginario colectivo, mexicano y americano, de un artista de larga vida (1907-1997) y que dejó una profunda huella en la historia y en el presente hispano.