Quantcast
El Tiempo Latino
9:46 p.m. | 61° 11/18/2017

Ansiada espera y retos por limitados espacios en visita papal a Washington


Convocarán a hispanos para concentrarse fuera de la Casa Blanca para saludar a Francisco

Milagros Meléndez-Vela | 8/21/2015, 3:18 p.m.
Ansiada espera y retos por limitados espacios en visita papal a Washington
El Papa Francisco en el Vaticano. | EFE

Washington, DC.- Elda Devarie espera ansiosa la llegada del Papa Francisco a Washington el 22 de septiembre y anhela asistir a una de las dos misas que el Pontífice oficie. “Después de Juan Pablo no ha habido un Papa que conecte tanto con la gente como lo es Francisco... y es el primer latinoamericano”, remarcó.

Sin embargo, la puertorriqueña aún no tiene un boleto de entrada y, según le han dicho, será un reto presenciar en persona el oficio religioso.

De hecho, la Arquidiócesis de Washington —encargada de coordinar la visita del Papa a Estados Unidos— aspira a que los hispanos en Washington tengan un momento especial con Francisco no en una misa sino afuera de la Casa Blanca.

Espera concentrar el miércoles 23 de septiembre a unos 50 mil hispanos en el parque Elipse, que colinda con la residencia presidencial. Francisco recorrerá el Elipse en el papamóvil a la salida de su reunión privada con el presidente Barack Obama. “Ése será el mejor momento para el encuentro con la comunidad”, indicó el obispo auxiliar de la Arquidiócesis, Mario Dorsonville.

A diferencia de la visita papal de Benedicto XVI en 2008, esta vez el Santo Padre no oficiará una misa en un estadio. Lo hará en dos iglesias: en la catedral de San Mateo, con 1.200 asientos, en donde el miércoles 23 de septiembre al mediodía se dirigirá a los obispos de la nación.

Por la tarde de ese mismo día Francisco celebrará una misa en la Basílica del Santuario Nacional de la Inmaculada Concepción, ubicada en la Universidad Católica de América. Allí se llevará a cabo la ceremonia de canonización del fraile español Junípero Serra, beato del estado de California.

Para permitir el mayor número de asistentes, la misa se realizará en el pórtico este de la Basílica, habilitando los 3,6 acres del área verde de la universidad, que bordea las escalinatas del templo.

Aún así el espacio no se compara con los más de 43 mil asientos del estadio National Park, donde se celebró la misa papal en 2008.

Al oficio religioso en la Basílica las personas ingresarán con boleto en mano, aún no se ha anunciado cómo se realiza la distribución de las entradas, aunque se han asignado algunas a las iglesias locales y se sabe que un porcentaje de los asientos está separado para la delegación de California que presenciará el acto de canonización de su santo español.

•Hispanos concentrados en el parque Elipse

Los hispanos podrán saludar al Papa Francisco el 23 de septiembre a la salida de su reunión con el presidente Barack Obama, en la Casa Blanca, expresó el obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Washington, Mario Dorsonville.

El Santo Padre hará su paso en el papamóvil alrededor del parque Elipse, al sur de la Casa Blanca.

“La Arquidiócesis quiso tener un lugar donde pudiéramos reunir a gran parte de los inmigrantes e hispanos para saludar al papa”, dijo el obispo, nacido en Colombia. “El Elipse parece ser el sitio”, añadió Dorsonville tras reunirse de manera informal con la prensa hispana para detallar la visita del pontífice.