Quantcast
El Tiempo Latino
1:13 p.m. | 83° 5/26/2018

El hombre que aprendió a soñar


El ejemplo de Emilio Estefan

Alberto Avendaño-ETL | 6/4/2015, 5:38 p.m.
El hombre que aprendió a soñar

Tengo ante mi algunas de las fotografías que resumen una vida en la que los pies nunca dejan de moverse —que es lo que intenta decir el título “On Your Feet!” el musical que se acaba de estrenar basado en la historia de Emilio y Gloria Estefan.

En una de esas fotos, Emilio está grabando con una cámara una actuación de Gloria en Key West, en otra aparece con su familia cuando fueron recibidos por los reyes de España, en otra las risas vuelan en compañía de Thalía, Julio Iglesias y el chef Mario Batali... Pero también está el niño Emilio tocando el acordeón junto a su mamá en Santiago de Cuba, o con Gloria el día de su boda.

En 2014 pude pasar con Emilio unas horas en DC cuando recibió el Premio de CHLI al Liderazgo Corporativo. Allí me habló de sus proyectos en el cine y en Miami.

En el 2002 Estefan fue nombrado por el presidente George W. Bush al Comité Presidencial de Artes & Humanidades. Luego, el presidente Barack Obama lo nombró vicepresidente de la nueva comisión que creará el Museo Nacional del Americano Latino.

Más datos de una vida

Las raíces gallegas de Emilio vienen de que su madre, Carmen, era natural de Sarria, un pueblo en la provincial de Lugo, en España.

Miami Sound Machine es la banda tropical que proyectó a la fama a Gloria y Emilio Estefan, aunque él se cubrió de gloria como productor de muchos artistas.

Tras dejar su Cuba natal con su padre, recalaron en Madrid mientras esperaban permiso para entrar a Estados Unidos. El tiempo en Madrid fue duro e incierto,pero en 1968 él y su padre pudieron viajar a Miami, donde compartió un apartamento con quince miembros de su familia, mientras esperaban que su mamá pudiera salir de Cuba.

Se ganó la vida hacienda de todo un poco y utilizando un carro usado que manejaba para hacer encargos de sus vecinos. Luego comenzó a trabajar en concursos de belleza locales y en Bacardí, donde se le contrató para el departamento de correspondencia para después promoverlo al departamento de mercadotecnia para Latinoamérica.

Pero la música era su pasión y, como él dice siempre —y lo repite en su libro autobiográfico— hay que saber quienes somos, cuál es nuestra pasión, nuestro sueño, y perseguirlo sin demora.

Su band "Miami Latin Boys" actuaba por los locales de la ciudad y en una de sus actuaciones en un evento conoció a Gloria Fajardo, a quien ofreció integrarse en el grupo, renombrado como "Miami Sound Machine". Era 1977 y Emilio tocaba el acordeón. Un año después se casaría Gloria.

Las canciones "Get On Your Feet" y "Conga" se convirtieron en grandes éxitos. Hoy “On Your Feet!” es el título del show musical que en octubre se estrena en Broadway sobre la vida artística y personal de la pareja.

Pronto, Emilio comenzó a arreglar álbumes para una amplia gama de cantantes (incluyendo a Thalía, Shakira, Charlie Zaa, Ricky Martin, Carlos Vives y Cristian Castro, entre otros) y Estefan hizo amistad con sus compatriotas Celia Cruz y Pedro Knight. Fue Estefan, entonces liderando la Sony en Estados Unidos, quien convenció a la industria para lanzar a un estrellato global a Celia Cruz quien llegaría a cantar en inglés.