Quantcast
El Tiempo Latino
11:55 p.m. | 40° 11/17/2017

La Policía de DC reafirma que no intervendrá en arrestos por asuntos migratorios


El nombrado Jefe de la Policía de DC, Peter Newsham dice a El Tiempo Latino que no cambiará su política de ‘ciudad santuario’

Milagros Meléndez-Vela | 4/24/2017, 11:58 p.m.
La Policía de DC reafirma que no intervendrá en arrestos por asuntos migratorios
JEFE. Peter Newsham, quien fue nombrado Jefe de la Policía de DC. | Milagros Meléndez-Vela

El Departamento de la Policía Metropolitana de DC (MPD, por sus siglas en inglés) reafirmó una vez más que sus efectivos policiales se mantendrán al margen de las cuestiones y arrestos por asuntos migratorios, una postura que enfrenta a la ciudad capital contra las políticas del presidente Donald Trump.

Durante una entrevista con El Tiempo Latino, el nombrado Jefe de la Policía de DC, Peter Newsham aseguró el viernes 21 de abril que “tenemos una política bastante antigua en el MPD de no preguntar a las personas sobre el estatus migratorio”. “Y el Departamento de la Policía no ha cambiado ni cambiará esa política. Tampoco lo hará la ciudad”, agregó, al señalar que el departamento policial se enfocará en mantener una buena relación con las comunidades inmigrantes.

Newsham dijo que involucrar a los policías locales en asuntos migratorios es negativo para la seguridad de la ciudadanía en general. “No creo que algo bueno puede salir de tener a un departamento de la Policía envuelto con las políticas de arrestos migratorios. Esa es una responsabilidad federal”, aseveró.

“La meta más grande para nosotros es la seguridad de la población y creo que si tenemos a tu fuerza local envuelta con asuntos migratorios la ciudad no va a estar más segura; porque la gente que es víctima de crimen o testigos de un delito van a estar recelosos de denunciar o cooperar con la policía y no vamos a poder arrestar a los autores de los crímenes”, dijo.

Washington DC, autocalificada como “ciudad santuario” desafió las amanezas del presidente Donald Trump de restringir fondos federales a las jurisdicciones que continuaran protegiendo a los inmigrantes.

Se estima que DC podría perder millones de dólares en asistencia federal.

La alcaldesa Muriel Bowser ha dicho que no cambiará su política de protección. “Ella está más preocupada en los valores del Distrito de Columbia que en el dinero que el gobierno federal podría dar”, afirmó Newsham en la sede del MPD, ubicada en la 300 de la avenida Indiana, en el noroeste de la ciudad.

Las “ciudades santuarias” son aquellas que limitan su colaboración con las autoridades federales de inmigración.

El término surgió en la década de los 80, luego de que la ciudad de Los Ángeles le pidiera a la Policía que dejara de interrogar a algunas personas solamente para determinar su estatus migratorio.

Sin embargo, cuando se trata de casos criminales los efectivos trabajan con funcionarios de inmigración.

Newsham —quien cuenta con 27 años de servicio en el MPD, 14 de ellos como asistente—asumió como jefe interino cuando la Jefa Cathy Lanier renunció al puesto en septiembre. En febrero fue nombrado jefe, pero su posición aún no ha sido ratificada,

En las casi tres décadas en el departamento, Newsham ha visto el cambio demográfico de la población y ha estado en una posición estratégica para efectuar cambios.

En 1991 cuando recién ingresaba a la fuerza policial fue testigo de los Disturbios en Mount Pleasant, en los que un grupo de hispanos se levantaron en contra de la Policía, tras que una oficial disparó a un salvadoreño en la calle, durante la festividad del Cinco de Mayo.

Por varios días hubo saqueos, quema de autos y caos en la ciudad.

“En ese entonces aprendimos una lección muy grande que ha marcado toda mi carrera. Es que si tú como policía no te estás comunicando con tus comunidades esto puede pasar”, dijo Newsham.

“La razón por la que ocurrieron los disturbios es porque la Policía no tenía una relación con la comunidad. Pero eso ha cambiado mucho”, expresó.

DC cuenta con varia Oficinas de Enlace entre la Policía y la comunidad.

“Nuestro departamento refleja casi exactamente lo que es la demografía de la ciudad en cuanto a la comunidad hispana. Tenemos más oficiales bilingües que cualquier otro departamento”, añadió.

De los 3.800 efectivos policiales en el MPD, alrededor del 8,25 por ciento, es decir unos 314 son hispanos: 247 son hombres y 67, mujeres.

El viernes 21 de abril un hispano más, entre un grupo de cadetes, se sumó a las filas del Departamento.

DC cuenta con una población de 601 mil habitantes, según el Censo y10 por ciento de ellos son hispanos.