Quantcast
El Tiempo Latino
10:02 p.m. | 44° 11/17/2017

Centroamericanos y haitianos temen el fin del TPS


Conversamos con un abogado experto que aclara dudas y explica posibles escenarios alrededor del Estatus de Protección Temporal

Tibisay Zea | 6/7/2017, 8:05 p.m.
Centroamericanos y haitianos temen el fin del TPS
Tramites del Estatus de Protección Temporal (TPS). | ETL

¿Qué pista nos da el tratamiento que ha tenido la administración de Trump con el TPS de Haití?

Según las regulaciones de la agencia USCIS, tres meses antes del vencimiento del TPS debe abrirse una convocatoria a los nacionales de estos países para aplicar a la renovación del TPS. El vencimiento más próximo era de Haití, y en efecto se hizo la convocatoria, pero esta vez sólo para extender por 6 meses, y con la advertencia de que deberían pensar en regresar.

¿Qué panorama existe para los centroamericanos?

Creo que hay tres alternativas probables: la primera es la optimista, de extenderlo por 18 meses. La segunda es la pesimista, que consistiría en la eliminación del programa, y la tercera sería algo en el medio que es lo que se hizo con Haití, de sólo extenderlo por seis meses, como una estrategia para que la gente prácticamente arregle su situación y se prepare para regresar a su país de origen. Lo que ha pasado con Haití es un termómetro.

¿Qué capacidad tienen estos países de recibir a sus nacionales deportados?

Ninguna capacidad. Estamos hablando de países muy pobres que no han resuelto su situación de pobreza en años y que en vez de mejorar, en muchos casos empeora. Las peticiones de asilo a México, por ejemplo, han subido exponencialmente. Estos países no tiene cómo acoger a tanta gente. Recordemos que estaríamos hablando de más de 300,000 personas y posiblemente sus familiares, porque después de tantos años ya hay muchos que tienen descendientes.

¿Hay algo que se pueda hacer a nivel legislativo?

No creo. Esta es una decisión a nivel ejecutivo, y es un decreto presidencial. Estamos hablando de que la renovación ha sido algo casi automático por dos décadas, en las que han pasado tanto presidentes demócratas como republicanos. Con el caso de Haití se han enviado cartas y se han movido piezas a nivel legislativo pero poco ha sucedido.

¿Qué pasaría si se acaba el TPS?

A nivel legal, las personas de estos países pasarían a ser indocumentadas y, por ende, deportables. Pierden sus beneficios y permisos de trabajo. A nivel práctico, habría consecuencias muy lamentables, gente que perdería su trabajo y que se verá a mudarse al sector informal de la economía, empleadores que perderían a sus trabajadores, familias separadas, disminución del poder adquisitivo de comunidades enteras.

¿Hay personas con antecedentes criminales entre los protegidos con TPS?

No. Como condición para ser aceptados, todos los solicitantes deben someterse a un chequeo de antecedentes penales.

Es imposible predecir qué va a pasar con el TPS. Una cosa sí es cierta: por primera vez el poder ejecutivo de Estados Unidos declara que las condiciones por las cuales se dio el TPS han cambiado lo suficiente o ya no existen. En el caso de Haití, a pesar de que es uno de los países más pobres del hemisferio occidental, esa condición de pobreza ya existía antes del terremoto. Y el Secretario de Seguridad Nacional lo ha dicho claramente. Habrá que esperar unos meses para saber más.