Quantcast
El Tiempo Latino
1:51 p.m. | 87° 8/21/2017

Soy el primer Representante Demócrata electo en el período de Trump. Esto es lo que debería hacer el partido


Jimmy Gomez | Especial para The Washington Post · | 6/21/2017, 11:26 a.m.
Soy el primer Representante Demócrata electo en el período de Trump. Esto es lo que debería hacer el partido
Jimmy Gómez, a la derecha, se presenta a Steven Small, centro, mientras que hace una encuesta con su esposa, Mary Hodge, a la izquierda, en el barrio Eagle Rock de Los Ángeles. Gómez representará al distrito 34 de California en la Casa de Representantes. | Dania Maxwell para The Washington Post

Soy latino, progresista y tengo profundas raíces en la clase trabajadora - mi padre fue un bracero, un agricultor y cocinero, y mi madre trabajó como lavandera en un hogar de cuidado de ancianos. Este mes me convertí en el primer Demócrata electo en el Congreso desde que Trump es presidente. Como cualquier otro miembro del Congreso, mi prioridad principal será mi distrito. Y como cualquier otro novato, tendré que aprender muchas cosas. Pero como el Demócrata mas nuevo del Capitolio, planeo hacer mi parte para ayudar a que mi partido gire en la dirección correcta.

Esto es lo que debemos hacer:

Primero, dejemos atrás las primarias de 2016. Ya sabemos lo que las encuestas dicen: que los votantes Demócratas quieren que el partido tome una dirección mas liberal. Pero los votantes con los que hablo no están interesados en las pruebas de fuego entre Bernie o Hillary — si lo estuvieran yo nunca hubiese sido electo al Congreso. El Senador Bernie Sanders de Vermont representaba a mi distrito en las primarias del año pasado, pero yo apoyé a Hillary Clinton desde el principio. Al principio de mi campaña, los medios de comunicación catalogaron la campaña como una lucha por el poder, pero incluso si Demócratas en la contienda (California tiene primarias abiertas y multipartidista) no coincidían en cada una de las políticas, acordábamos más de lo que disentíamos.

Y cuando se trata de detener la agenda Trump-Ryan, hay muchas cosas en juego para los progresistas como para estar atacándonos y dividiéndonos entre varias facciones. Este mes, la Casa de Republicanos votó para eliminar las normas para Wall Street que fueron colocadas para proteger a los estadounidenses de otro derrumbe económico. Mientras tanto, un grupo de 13 Republicanos se están reuniendo en secreto para crear la respuesta del Senado al atroz proyecto de ley de salud, presentado por la Casa de Representantes y que se proyecta que elimine la cobertura de salud a millones de personas — a pesar de que las encuestas muestran que solo el 29 por ciento de los estadounidenses apoya el proyecto de ley de los Republicanos. Los Demócratas deben estar unidos para poder pararla.

Yo doy crédito cuando tengo que hacerlo: los Demócratas del Congreso se han mantenido unidos para oponer las políticas de los Republicanos, las cuales devastarían a la clase media y las familias de bajos ingresos. No han ganado todas las batallas legislativas, pero estaríamos en peores condiciones sin una comisión Demócrata unida. Las campañas y candidatos Demócratas deberían tomar nota: nuestros votantes y el pueblo estadounidense quieren un liderazgo fuerte y progresista. Sin capituIaciones. Pero si después de dos años, lo único que le podemos decir a los votantes es que somos el partido anti-Trump, no hay razón para pensar que ganaremos suficientes escaños en el Congreso para cambiarlo. Resistir no es suficiente.

También, los Demócratas deben comunicar de una manera que apele directamente a las preocupaciones de las personas. Por ejemplo el cambio climático: Los progresistas normalmente hablan de este tema debatiendo públicamente el impacto del aumento de la temperatura - y terminan cediendo el argumento a los Republicanos. Pero no importa si eres del país carbón, del Cinturón de Oxido o del Cinturón del Sol, todos quieren y merecen agua y aire limpio.