Quantcast
El Tiempo Latino
12:29 p.m. | 85° 8/18/2017

El presupuesto propuesto por Trump sería un duro golpe para el sistema de transporte de Washington


El proyecto de la Línea Púrpura en Maryland está en riesgo si no cuenta con fondos federales.

Lori Aratani y Katherine Shaver | The Washington Post | 3/17/2017, 12:38 p.m.
El presupuesto propuesto por Trump sería un duro golpe para el sistema de transporte de Washington
Más de mil millones de dólares en fondos federales son cruciales para construir la Línea Púrpura de Metro. | Matt McClain/The Washington Post

Sin embargo, el plan de la Administración de Tránsito de Maryland para construir una Línea Violeta de 16 millas (unos 25.7 km) entre Montgomery y los condados de Prince George parece estar en el riesgo más inmediato.

La Casa Blanca ha propuesto limitar la ayuda a proyectos de infraestructura vial que ya cuenta con acuerdos de donación de fondos. Funcionarios de Maryland estaban a cuatro días de firmar un acuerdo de este tipo por unos 900 millones de dólares en ayuda federal en agosto. Sin embargo, el gobierno federal pospuso la ceremonia de firma el 4 de agosto de forma indefinida, después de que un juez federal revocó la aprobación ambiental de la línea púrpura, que la hizo inelegible para la financiación federal. La orden judicial fue parte de un fallo en una demanda que se opone al plan ferroviario.

La construcción en la línea púrpura estaba programada para comenzar el otoño pasado, pero permanece en suspenso mientras el juez de distrito Richard J. Leon reconsidera su decisión. La Línea Púrpura no puede obtener un acuerdo de financiamiento federal hasta que se reintegre la aprobación ambiental.

Bajo el plan de Trump, los proyectos de tránsito que no tienen un acuerdo de financiamiento federal “serían financiados por las localidades que usan y se benefician de estos proyectos localizados”.

Funcionarios de Maryland han dicho durante mucho tiempo que el estado no puede permitirse el lujo de construir la línea ferroviaria de dos mil millones de dólares a menos que el gobierno federal cubra casi la mitad de los costos de construcción.

Dannielle M. Glaros, demócrata de Riverdale Park y miembro del Consejo del Condado de Prince George, dijo que se sorprendería si la Casa Blanca renunciara a financiar un gran proyecto de infraestructura planeado como una asociación público-privada, el tipo de inversión que Trump hizo.

Además de crear trabajos de construcción, dijo, la línea ferroviaria ayudaría a más personas a llegar a los principales centros de empleo como Bethesda, Silver Spring y la Universidad de Maryland en College Park.

“Francamente, creo que están perdiendo el vínculo entre la infraestructura vial y cómo eso construye una economía y crea crecimiento económico”, dijo Glaros, cuyo distrito incluye gran parte de la Línea Púrpura.

El otro gran proyecto ferroviario de la región, la Línea de Plata, es poco probable que se vea afectado por el presupuesto de Trump, ya que sus acuerdos de financiación ya están en vigencia. La primera fase del proyecto de 5.800 millones de dólares añadió cinco nuevas estaciones al sistema Metro. Una segunda fase, que extenderá el servicio al Aeropuerto Internacional de Dulles y al condado de Loudoun, está previsto que inicie el servicio de pasajeros en 2020. El proyecto, uno de los más grandes en construcción en EE.UU., recibió 900 millones de dólares en fondos federal y casi dos mil millones en préstamos federales.

La presidenta de la Junta de Supervisores del Condado de Fairfax, Sharon Bulova, dijo que está preocupada porque el presupuesto de Trump pondrá en peligro los planes para agregar autobuses u otros recursos para la movilidad a lo largo del corredor de la autopista Richmond (ruta 1) y eventualmente extender la línea amarilla de Metro más allá de la estación de Huntington hasta Hybla Valley.