Quantcast
El Tiempo Latino
12:35 p.m. | 63° 10/18/2017

Prevenir posibles abusos infantiles es un reto para los padres latinos


Según afirma la especialista en salud mental, Cheryl Aguilar, hay un gran estigma en la comunidad latina al hablar de temas vinculados con la educación sexual

Ricardo Sánchez-Silva | 5/10/2017, 3:05 p.m.
Prevenir posibles abusos infantiles es un reto para los padres latinos

Prevenir abusos sexuales en los niños de la comunidad latina puede llegar a convertirse en todo un reto para los padres y representantes, pues deben prestar atención a las actividades de sus hijos, así como a las personas con las que se relacionan a diario, pero el tener dos o más trabajos dificulta tal monitoreo, según Cheryl Aguilar, especialista en salud mental y trabajadora social enfocada en las comunidades de inmigrantes del área de Washington DC.

Para Blanca Kling, portavoz del Departamento de Policía del Condado de Montgomery, “es muy importante que los niños hagan diferentes actividades, pero tenemos que estar pendientes de ellos siempre, saber dónde están en todo momento y empezar una comunicación con disciplina desde que son pequeñitos. Generalmente los atacantes los amenazan con hacerle algo a sus padres o a la víctima, si habla”.

Aguilar cree que hay un gran estigma en la comunidad latina al hablar de temas vinculados a la salud mental y educación sexual. Sin embargo, la experta afirmó que en este punto no importa el estatus social o económico ni el grupo étnico al que pertenece la persona, cuando se trata de afecciones psicológicas.

“En los casos de abuso sexual hay que recalcar que no es culpa de la víctima, pero nosotros como adultos, tenemos un papel importante en la vida de nuestros niños y adolescentes. No necesariamente son temas fáciles de abordar, pero hay que conversar sobre los potenciales riesgos que existen en nuestras comunidades”, comenta la trabajadora social.

Parte de la tarea de prevención, según la especialista, radica en la educación que se le brinda al infante. Por ejemplo, hablarle claro sobre sus partes íntimas y establecer los límites al respecto en cuanto a quién tiene acceso a ellas, es fundamental. “Muchas veces crecemos poniéndoles sobrenombres que nuestros padres y antepasados nos han dicho, pero hay que hablar con claridad, porque si no aprenden esa información en la casa, la van a obtener de cualquier otra persona”.

En efecto, muchas veces existe el temor por parte del niño de decir lo que pasó por las amenazas, pero si el adulto responsable de su crianza detecta a tiempo conductas atípicas, podrían prevenirse diferentes tipos de ataques.

En el reciente caso que ha circulado por los medios de comunicación, de una menor de 7 años en Montgomery, el presunto abuso se cometió en 2015 y no fue sino hasta mayo de este año que su victimario cayó en prisión. Hasta ahora, espera su juicio y el comisario del condado le impuso una multa de $ 30 mil.

El hecho ocurrido en el verano del año 2015 habría sido perpetrado por Miguel Alfredo Flores (47), entrenador de la Academia Salvadoreña de Fútbol. “Los detectives hicieron su investigación y el 3 de mayo lo arrestaron a las 5:15pm en el Centerway Park de Montgomery”, dijo Kling.

“Entre más se hablen de estos temas en las casas, podemos minimizar que esas cosas pasen. Debemos tener reglas muy explícitas sobre el uso de Internet, saber qué se aprueba o no. Los abusos sexuales o ataques no solo ocurren en persona, están creciendo encuentros que comienzan por Internet, pero luego pasan al plano personal”, concluyó Aguilar.

La Policía del Condado de Montgomery sospecha que podrían existir otros casos de ofensa sexual perpetrados por el entrenador acusado, por lo que pone a disposición de la comunidad el número (240) 773-5400 para cualquier denuncia.