Quantcast
El Tiempo Latino
7:54 p.m. | 63° 10/18/2017

Trump advierte a Puerto Rico que no pueden mantener la ayuda “¡para siempre!”


En una tormenta de tuits el presidente amenazó con abandonar este territorio estadounidense en medio de un gran crisis humanitaria

Philip Rucker | The Washington Post | 10/12/2017, 9:07 a.m.
Trump advierte a Puerto Rico que no pueden mantener la ayuda “¡para siempre!”
Los edificios, aún sin electricidad, bordean una calle del vecindario Condado en San Juan. Podrían pasar meses antes de que se restablezca la electricidad en partes de la capital de la isla. | Michael Robinson Chavez/The Washington Post.

WASHINGTON - El presidente Donald Trump fue notificó el jueves que podría retirar a los trabajadores federales que prestan ayuda en Puerto Rico, amenazando de hecho con abandonar el territorio de Estados Unidos en medio de una tremenda crisis humanitaria tras el paso del huracán María.

Declarando que la infraestructura eléctrica y la infraestructura en esta parte del territorio estadounidense han sido un "desastre antes de los huracanes", Trump escribió el jueves que dependerá del Congreso cuánto dinero federal se otorgará para los esfuerzos de recuperación de la isla y que los trabajadores para esas labores de recuperación no se quedarán "para siempre".

En un trío de tweets, Trump escribió: "No podemos mantener a FEMA, los militares y los socorristas de emergencia, que han sido increíbles (en las circunstancias más difíciles) en P.R. para siempre".

Twitter

Tormenta de Tuits

Desde hace tres semanas cuando María tocó tierra, gran parte de Puerto Rico, una isla de 3,4 millones de habitantes, permanece sin electricidad. Los residentes luchan por encontrar agua limpia, los hospitales no tienen acceso a las medicinas y el comercio es lento, con muchas empresas cerradas.

Trump buscó el jueves avergonzar al territorio por su propia situación. Él tuiteó: "Electricidad y toda la infraestructura eran un desastre antes de los huracanes". Y citó a Sharyl Attkisson, un periodista televisivo, que dijo: "Puerto Rico sobrevivió a los huracanes, ahora se asoma una crisis financiera que en gran medida fue creada por ellos mismos".

Trump ha sido duramente criticado por su liderazgo para llevar ayuda a Puerto Rico. Trump, en respuesta, ha tratado de retratar a la isla como en pleno modo de recuperación, incluso cuando sufre problemas de salud, energía y agua. Durante una visita la semana pasada, arrojó rollos de toallas de papel a los residentes locales como si fueran pelotas de baloncesto, despreciando a los líderes locales, y notó que el número de muertos fue menor que la "verdadera catástrofe" del huracán Katrina en 2005.

En una visita a la isla la semana pasada, el vicepresidente Mike Pence prometió que la administración estará con Puerto Rico "en cada paso".

"Les digo a todos ustedes, reunidos aquí hoy, a la gente de Puerto Rico: Estamos con ustedes, estamos parados con ustedes, y estaremos con ustedes todos los días hasta que Puerto Rico sea restaurado más grande y mejor que nunca", dijo.

El propio Trump hizo una promesa similar, al decir en un discurso del 29 de septiembre: "No descansaremos, sin embargo, hasta que el pueblo de Puerto Rico esté a salvo". Él agregó: "Estas son personas excelentes. Queremos que estén sanos y salvos, y estaremos allí todos los días hasta que eso ocurra".

(Traducción El Tiempo Latino/El Planeta Media)