Quantcast
El Tiempo Latino
4:31 a.m. | 61° 10/16/2018

Poder electoral de El Salvador hará cuatro pruebas y un simulacro para presidenciales de 2019


José Zometa | ElDiarioDeHoy.com | 8/19/2018, 12:06 p.m.
Poder electoral de El Salvador hará cuatro pruebas y un simulacro para presidenciales de 2019
EL SALVADOR - TSE destina $13.5 millones para pagar salarios en elecciones 2019 tras recorte de Hacienda | ElDiarioDeHoy.com

Las elecciones de alcaldes y diputados del 4 de marzo anterior dejaron un velo de duda a raíz de las fallas en la asignación de escaños por parte de Smartmatic, la empresa transmisora de resultados. Para evitar al mínimo los errores como esos, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) ha programado realizar al menos cuatro pruebas de equipos y un simulacro de transmisión de resultados, de cara a las próximas elecciones presidenciales de 2019.

Lo anterior contempla la transmisión de las actas de escrutinio desde los diferentes centros de votación diseminados en todo el país, la recepción y procesamiento de los datos y la publicación de los mismos.

Todo ello está contenido en el Plan General de Elecciones 2019 (Plagel) que elaboraron los directores de áreas del TSE y que fue avalado por los magistrados de ese tribunal electoral para realizar las pruebas dentro del periodo del 14 de diciembre de este año y el 20 de enero de 2019.

“En esta fase se asegurará la buena operación y el óptimo desempeño del DTR (Dispositivo de Transmisión de Resultados) por medio de una serie de pruebas y simulacros. La fase ejecutará cuatro ciclos de pruebas y un simulacro”, se establece en el Plagel 2019.

Se explica que cada prueba tendrá su especificidad e irá dirigido a detectar alguna falla en determinada fase del proceso de transmisión de los datos electorales.

La primera ha sido denominada “prueba de sistemas”, en la cual se ponen a funcionar todos los sistemas informáticos que se utilizarán y cuya sede central será el Centro Nacional de Procesamiento y Transmisión de Resultados Electorales (CNPRE), que generalmente se instala en el Centro Internacional de Ferias y Convenciones (CIFCO).

Esos sistemas “deberán ajustarse para obtener el mejor desempeño posible. De esta manera se obtendrá una configuración optimizada para verificar su funcionamiento en conjunto con todos los componentes de campo, por medio de un ciclo de pruebas de tres tipos: específicas, de bloque y general”, se explica en el Plagel.

La segunda prueba va dirigida a poner a funcionar todos los equipos informáticos, pero tomando en cuenta el ambiente que realmente va a prevalecer el día de las elecciones del 3 de febrero, es decir, desde los centros de votación (CDV).

Con dicha prueba se pretende obtener los siguientes resultados: Verificar la correcta operación del dispositivo tecnológico; detectar de forma efectiva las debilidades en el ambiente operativo en los CDV; reforzar la capacitación del recurso humano directamente involucrado; familiarización de los encargados con sus puestos de trabajo y actividades; comprobación de las efectividades de los servicios proveídos y afinar la coordinación entre programas, se argumenta en el documento del TSE.

Esta prueba está programada para ser realizada el 16 de diciembre de 2018.

Las autoridades del organismo electoral también han programado hacer una prueba de desempeño.

En estas pruebas de transmisión, los equipos y sistemas informáticos serán puestos a trabajar a su máxima capacidad, para verificar el rendimiento de los mismos en condiciones extremos de trabajo.

“Por ello, es necesario hacer una prueba de carga bajo condiciones extremas de trabajo para medir la capacidad de la infraestructura informática para manejar el procesamiento de la información de forma simultánea”, se detalla en el documento.