Quantcast
El Tiempo Latino
3:54 a.m. | 72° 9/21/2018

El temor es el nuevo compañero del hispano que reside en EEUU


Los hispanos han visto cuesta arriba su estadía en el país de los inmigrantes desde que el magnate tomó la presidencia

María Corina Roldán Robles | @macoroldan | 9/12/2018, 1:40 p.m.
El temor es el nuevo compañero del hispano que reside en EEUU
Joven protesta en contra de las políticas migratorias de Donald Trump. | Flickr | Fibonacci Blue

El actual presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, trajo consigo un abanico de cambios que se han visto reflejados en todos los ámbitos de la nación. Sin embargo, pese a lo que se escucha en la opinión pública, la “latinofobia” ya formaba parte de la cultura estadounidense, e inclusive se puede decir que se tenía como una política de Estado.

De acuerdo a una investigación realizada por sociólogos de la Universidad de Texas, ubicada en Austin, los atentados del 11 de septiembre del año 2001 detonaron un rechazo u odio hacia las personas de origen hispano, a pesar de que estos fueron organizados por el grupo terrorista islámico, Al-Qaeda.

Los estudios, que utilizaron informes gubernamentales y recopilación de noticias publicadas, muestran que "la retórica política después de los atentados movilizó el miedo de la ciudadanía" lo que causó un rechazo de parte de ellos hacia lo que no fuese autóctono.

Por lo tanto, el discurso que Trump ha mantenido desde la candidatura presidencial sacó a la luz la aversión hacia el hispano que se encontraba silente en el inconsciente colectivo del estadounidense.

Esto ha traído gran incertidumbre entre los latinos que residen en los EEUU, por posibles ataques xenofóbicos o por el cese de programas como la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA), el estatus legal y las políticas modificadas del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE), como también el reciente episodio en el que se separaban a las familias en la frontera.

Según la encuesta Gallup-Sharecare Well-Being, el nivel de preocupación de los hispanos aumentó un 5.8% y el nivel de estrés aumento un 6.6% con respecto a los resultados del año 2016.

“Ahora está [el hispano] un poquito más encuevado, un poquito más encerrado, salen mucho menos (…). SÍ hay como cierta prudencia porque tú no sabes quién te está viendo, tú no sabes quién te puede estar oyendo”, asegura la abogada de inmigración, María Trina Burgos.

Burgos afirma que inclusive “se han visto casos de gente que ha denunciado a vecinos porque están ilegales”.

La cosa se pone más chiquita para los inmigrantes

Estas medidas del mandatario estadounidense están relacionadas a “una política aislacionista”, como lo refiere el reconocido estratega político Mauricio De Vengoechea, que se ve reflejada también contra inmigrantes de otros países.

“Pese a que Barack Obama es el presidente que mayor deportaciones produjo en 30 años -dos millones ochocientas mil personas-, es evidente que con la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca, la política migratoria se ha endurecido aún más para todos los inmigrantes, en especial para los hispanos”, refiere.

De hecho, la abogada Burgos explicó que a partir del 12 de septiembre, salió un nuevo memorándum “que no es una ley, es una política de obstrucción” por medio de la cual los trámites migratorios deben enviarse con la documentación completa porque “ya no va a haber la oportunidad de subsanar cualquier cosa que te falte”.

“Ahora ya eso se acabó, ahora hay que mandar todo completo. Si tú no mandas algo, te lo niegan de una vez”.

Para el estratega De Vengoechea “es paradójica su posición nacionalista frente a la migración” porque EEUU “es un país de inmigrantes, construido por los inmigrantes”, infiriendo además que la familia de Trump y su esposa son inmigrantes.

Nada puede contra la solidaridad del latino

Los hispanos se han visto obligados a cambiar sus costumbres; De Vengoechea coincide con Burgos al decir que entre los inmigrantes latinos hay mayor temor e incertidumbre y agrega que “esto ha hecho que muchos busquen cambiar sus apellidos como hacen los asiáticos desde hace años”.

Asimismo, el consultor infiere que los latinos han intentado ser más ahorrativos porque “temen tener que salir sin el producto de su trabajo, en caso de tener que emigrar”, a pesar de que irónicamente se ha visto un aumento en las remesas de hispanos hacia México y los países Centroamericanos.

No obstante, De Vengoechea rescata que se han beneficiado porque “se ha generado una mayor solidaridad de los hispanos hacia su misma comunidad”.