Quantcast
El Tiempo Latino
11:59 p.m. | 49° 4/24/2019

Mike Pompeo vuelve a Colombia y pone los ojos en Cúcuta


El secretario de Estado visitó otros tres países antes de llegar a Colombia. Su presencia en el país cafetero demuestra la importancia que tiene para el gobierno de Donald Trump el tema venezolano

Semana.com | 4/14/2019, 1:08 p.m.
Mike Pompeo vuelve a Colombia y pone los ojos en Cúcuta
DIPLOMACIA. El secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, ofrece una conferencia de prensa conjunta con el canciller peruano Néstor Popolizio (fuera de cuadro), luego de una reunión en el Palacio de Gobierno este sábado, en Lima. | EFE/Ernesto Arias

De igual manera, el hecho de que la atención esté centrada en la crisis venezolana y que la reunión tenga lugar en Cúcuta le permitirá al gobierno colombiano reafirmar su rol proactivo como país clave en la solución a la crisis venezolana.

Justo esta semana, Colombia recibió una donación del Banco Mundial de 31,5 millones de dólares para apoyar a los migrantes venezolanos en el país. Duque podrá, con cifras en mano, demostrarle a la Casa Blanca que es un aliado que cuenta con recursos internacionales y peso diplomático para participar en cualquiera que sea el desenlace de la crisis venezolana.

Además, puede que Pompeo vuelva a sacar el tema que Trump mencionó en enero: ¿la opción de una intervención militar sigue estando sobre la mesa? En Chile, el presidente Sebastián Piñera se lo dijo corto y claro a Pompeo: el único apoyo incondicional de ese país para ayudar a Venezuela será pacífico y diplomático.

Si Pompeo vuelve a insinuar la propuesta de Trump, ¿el presidente Duque responderá tan claro como Piñera?

Presión por todos los lados

El interés e importancia que el gobierno de Donald Trump le ha dado a la crisis venezolana en los últimos meses ha aumentado considerablemente. En menos de una semana, Estados Unidos ha presionado para que la Organización de Estados Americanos (OEA) reconozca a Gustavo Tarre como representante de Venezuela en dicho cuerpo, lo cual es bastante significativo ya que es el enviado de Juan Guaidó, presidente interino del país.

Luego, en una reunión sobre la crisis de Venezuela del Consejo de Seguridad de la ONU, el vicepresidente estadounidense Mike Pence se dirigió directamente al embajador venezolano y le dijo que él “no debería estar aquí”.

El reclamo hace parte de un intento de Estados Unidos para hacer pasar una resolución en la ONU que logre quitarle el derecho de estar ahí al actual embajador de Venezuela en esa organización, Samuel Moncada. Claramente, la Casa Blanca quiere ganarle ese puesto en la ONU a algún representante de Guaidó, lo que consolidaría aún más su rol como legítimo líder de Venezuela. Moncada se defendió, y dijo que no había “base en el derecho internacional” para lo que propuso Pence.

La presencia de un vicepresidente en el Consejo de Seguridad de la ONU es poco frecuente. Trump, cada vez más, está mandando a altas figuras de su gabinete para presionar con más fuerza el reconocimiento de Guaidó y la deslegitimación de Maduro como mandatario. En las próximas semanas, puede que siga esa misma línea diplomática, sin duda la más activa que tiene en esta parte del continente.