0

Abren investigación a sujetos que tomaron fotos a los jurados del juicio contra Tony Hernández

Debido a la orden de anonimato que pesa sobre los jurados, sus rostros no pueden ser dibujados
JUSTICIA. Se espera hacer justicia con el caso

JUSTICIA. Se espera hacer justicia con el caso

Un juez en Nueva York ordenó abrir una investigación contra uno o varios sujetos que habrían tomado fotografías a los miembros del jurado del juicio contra Juan Antonio Hernández, un exdiputado hondureño acusado por el gobierno de los Estados Unidos de delitos de narcotráfico, quien además es hermano del presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández.

El evento denunciado por el juez del caso, Kevin Castel fue calificado como un delito federal de obstrucción a la justicia, debido a que el tribunal ordenó que la identidad de los miembros del panel quede sellada por motivos de seguridad. Debido a la orden de anonimato que pesa sobre los jurados, sus rostros no pueden ser dibujados por los artistas que realizan los bocetos del juicio.

Uno o varios sujetos que acudieron a la quinta audiencia del juicio, tomaron fotografías a los miembros del jurado cuando estaban entrando o saliendo del edificio de la Corte del Distrito Sur de Nueva York, ubicada en el 500 Pearl Street, en el sur de Manhattan.

La irregularidad fue denunciada al juez Castel, quien de inmediato solicitó a la Fiscalía del Distrito Sur de Nueva York que abriera una investigación que permita conocer quién o quiénes infringieron la orden del tribunal.

Fotografiar a los jurados es considerado como un mecanismo de intimidación que puede generar consecuencias graves, como por ejemplo, puede ser una alegación para solicitar un "mistrial" o juicio nulo.

El magistrado advirtió que el hecho denunciado es muy grave y que no iba a permitir ese tipo de irregularidades. Aseguró que -él o los responsables- estarían obstruyendo la justicia con el delito cometido.

El juez Castel ordenó a los alguaciles de los EE. UU. incrementar la vigilancia en los alrededores de la corte para detectar a los violadores de las reglas del tribunal.

En los últimos días ha aumentado el público asistente al mediático juicio del político y presunto narcotraficante hondureño. Algunos de los visitantes son turistas que vienen de varias ciudades de Honduras y quieren ver de cerca a los protagonistas del escándalo que ha marcado el país centroamericano.

Este martes se observó en la sala a varios sujetos que hablaban en voz alta, no seguían el protocolo establecido por la corte que obliga a levantarse cuando entran o salen los jurados del recinto. En dos oportunidades, el juez Castel levantó la voz y pidió silencio casi a gritos, a la vez que exigió un comportamiento apropiado a los presentes en la audiencia.

El juez Castel dijo que las reglas serán más rigurosas en el juicio de Tony Hernández en las próximas audiencias. El juicio está previsto a realizarse en 10 ó 12 días.

Al final de la sesión, uno de los jurados entregó al juez una nota, que preocupó mucho al magistrado quien se vio obligado a llamar a las 2 partes a una reunión en la lateral de la sala. Lo que se decidió en esa conversación no se ha informado todavía a la prensa.