Bruce L. Castor Jr., abogado de Donald Trump, justificó este viernes la llamada telefónica que mantuvo el exmandatario el pasado 2 de enero con el secretario de estado de Georgia, Brad Raffensperger (R), en la que instó al funcionario a encontrar 11,780 votos para él y entregarle un victoria electoral en la entidad.

Dicha llamada figura en el artículo de acusación contra Trump, el cual establece que la conducta del expresidente el pasado 6 de enero formó parte de sus esfuerzos para subvertir y obstruir la certificación de los resultados de las elecciones presidenciales del año pasado.

«Esos esfuerzos anteriores incluyeron una llamada telefónica el 2 de enero de 2021, durante la cual el presidente Trump instó al secretario de estado de Georgia, Brad Raffensperger, a encontrar suficientes votos para revocar los resultados de las elecciones presidenciales de Georgia y amenazó al secretario Raffensperger si no lo hacía. así que n todo esto, el presidente Trump puso en grave peligro la seguridad de Estados Unidos y sus instituciones de gobierno», se lee en el artículo.

Lea también: EN VIVO | Abogados de Trump acusan a fiscales de manipular evidencia

Castor, por su parte, argumentó que los legisladores de juicio político de la Cámara de Representantes ignoraron el hecho de que la conversación era privada y no fue hecha pública por Trump, por lo que, a su juicio, no puede ser realmente la base para afirmar que el presidente tenía la intención de incitar un motín.

Sin emabargo, el artículo de juicio político hace mención de la llamada como parte de los esfuerzos de Trump por anular el resultado de las elecciones, y no como evidencia de la incitación del expresidente al ataque del 6 de enero contra el Capitolio.

“Amenazó la integridad del sistema democrático, interfirió con la transición pacífica del poder y puso en peligro a una rama del gobierno igualitaria”, dice el artículo.

Castor además argumentó que el uso de Trump de la palabra «encontrar» en su conversación con Raffensperger estaba «únicamente relacionado con sus preocupaciones con la inexplicable caída dramática en las tasas de rechazo de votos de Georgia».

El abogado no se refirió a por qué Trump le pidió específicamente al secretario de Estado de Georgia «encontrara» la cantidad precisa de votos que revocarían la victoria de Biden en la entidad.

Luego de la exposición de Castor, Gabriel Sterling, gerente de sistemas de votación de Raffensperger, respondió al argumento del abogado en un tweet.

“Está bien… reconstruyendo esto. La tasa inicial de rechazo ausente para la emisión de firmas fue aproximadamente el doble en 2020 que en 2018. Ahora hay un período de cura y la tasa final fue del 0,15% en ambos años. Entonces… sorprendentemente, la desinformación continúa ”, escribió.

Con información de The Washington Post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *