partido campaña

El Partido Republicano de California destinó 125.000 dólares a la campaña que tiene como objetivo destituir al gobernador demócrata Gavin Newsom.

De acuerdo con el anuncio hecho el sábado por los republicanos, la contribución de fondos sucede en un momento crucial para los administradores, que deben conseguir 1,5 millones de firmas válidas para el mes de marzo con el fin de que la propuesta pueda ser sometida a votación.

Los fondos serán empleados directamente a la contratación del personal para la recolecta de firmas, tarea que fue designada a voluntarios, junto con correo masivo enviado a hogares de diferentes partes del estado.

Rescue California, uno de los comités políticos que intenta lograr la destitución de Newsom, será la organización encargada de recibir el dinero que fue donado. Por su parte, los asesores políticos del gobernador consideran que la propuesta es una acción equivocada de partidarios del expresidente Donald Trump y de otros republicanos.

Lea también: Biden reconoció que la democracia es frágil tras la absolución de Donald Trump

La entrega del cheque por parte del Partido Republicano se dio días después de que el Comité Nacional Republicano otorgó 250.000 dólares a la facción del partido en estado para ayudar en la campaña de despido.

Hasta la fecha se han recolectado más de 1,5 millones de firmas, aunque no queda claro cuántas de ellas serán anuladas por tecnicismos u otros errores. Las comisiones que llevan a cabo la campaña esperan reunir más de las 1,5 millones de firmas necesarias, para asegurar que clasifique.

“Esperamos reunir otras 400.000 firmas”, sostuvo la gerente de la campaña de Rescue California, Anne Dunsmore, en un comunicado.

«Con la donación de seis cifras, agregamos una importante partida presupuestaria a nuestros fondos. La aportación garantizará que obtengamos las firmas adicionales suficientes para que Gavin Newsom rinda cuentas”, añadió.

El jefe de estrategia de Newsom, Dan Newman, señaló que el cheque confirma la asociación económica entre la campaña de destitución y los republicanos estatales y nacionales.

“La fachada ha caído. Nunca ha sido más evidente —ellos están admitiendo que el plan republicano de destitución es simple política partidista. Los republicanos han perdido cada elección estatal de los últimos 15 años, por lo que intentan medidas cada vez más desesperadas, distractoras y destructivas”, afirmó Newman en un comunicado. 

Según encuestas publicadas recientemente, la popularidad de Newsom ha caído significativamente al tiempo que los residentes del estado se oponen a una prolongada imposición de normas contra la pandemia de covid-19 que ha causado el cierre de escuelas y de negocios.

Con información de AP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *