Quantcast
El Tiempo Latino
10:28 a.m. | 76° 9/26/2018

Muere Nelson Mandela a los 95 años


El líder sudafricano de la lucha contra el apartheid

El Tiempo Latino/Redacción, AP | 12/5/2013, 7:49 p.m.
Muere Nelson Mandela a los 95 años
Nelson Mandela tenía 95 años. | EFE

Hoy, 5 de diciembre de 2013, el líder de la lucha contra el apartheid ya está en el cielo. Aquejado durante 27 años por una infección pulmonar que contrajo cuando estuvo preso, Madiba, como le decía su pueblo deja un legado de paz y lucha por la justicia del hombre.

Mandela estuvo este año tres veces en cuidados intensivos, y estos últimos meses se encontraba en su domicilio de Johannesburgo desde que fue dado de alta del hospital el primero de septiembre tras casi tres meses internado por una persistente infección pulmonar.

Mandela ejerció un mandato de cinco años como presidente de Sudáfrica y luego se dedicó a obras de caridad, incluyendo la lucha contra el VIH/SIDA. Años después se retiró de la vida pública. La última aparición pública de Mandela fue en el 2010 en el Mundial de fútbol, realizado en Sudáfrica. Aunque saludó a los asistentes en el estadio, no habló.

Mandela ejerció un mandato de cinco años como presidente de Sudáfrica y luego se dedicó a obras de caridad, incluyendo la lucha contra el VIH/SIDA.

Mandela se caracterizó siempre por su apoyo incondicional a numerosas causas solidarias que mantienen vivo el legado moral de un hombre que dedicó su vida a los demás.

Mandela -antaño el preso de conciencia más famoso del mundo, primer jefe de Estado negro de Sudáfrica e icono de la lucha por los derechos humanos y la igualdad racial- no solo dejó importantes lecciones políticas, sino también un modelo de comportamiento basado en la ayuda desinteresada.

Su compromiso en la lucha contra la injusticia, la pobreza y el sida, o la defensa de los derechos de la infancia forman parte de una herencia que apela a la condición humana por encima de banderas, colores e ideologías.

El fallecido líder sudafricano dio su respaldo al menos cuarenta instituciones benéficas, según los datos de la Fundación Mandela.

Fue, entre otros muchos cometidos solidarios, embajador de buena voluntad de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), vocal de SOS Children's Village (la mayor organización de ayuda a niños huérfanos) e impulsor de la campaña "46664" contra el sida.

En 2009, la filantropía de Mandela animó a la ONU a convertir el 18 de julio, día de su cumpleaños, en el Día Internacional de Nelson Mandela, un evento global que anima a seguir su ejemplo y dedicar 67 minutos -el mismo número de años que él empleó en luchar por la igualdad racial en Sudáfrica- a ayudar al prójimo.

"Este es también su legado. Es una de las grandes lecciones que Mandela nos dio: ayudar a los demás", dijo a Efe Moipone Buda-Ramatlo, directora del Fondo para la Infancia de Nelson Mandela.

Madiba, como llaman cariñosamente los sudafricanos al expresidente, fundó esa organización benéfica con su propio sueldo, tras asumir la jefatura de Estado en 1994, tal y como recuerda Buda-Ramatlo.

"Nada más llegar a la Presidencia -relató la directora-, varios niños de la calle corrieron a abrazarle al salir de su hotel en Ciudad del Cabo. Él les preguntó: ¿Por qué os interesáis tanto por mi?: Porque sabemos que tú nos quieres, le respondieron".