0

Hispanos añaden toque latino a la celebración

Familias incorporan platillos y costumbres típicas de sus países al Día de Acción de Gracias
SAZÓN. Muchas familias latinas acompañan a la tradicional cena del Día de  Acción de Gracias con platillos típicos de sus países.

SAZÓN. Muchas familias latinas acompañan a la tradicional cena del Día de Acción de Gracias con platillos típicos de sus países.

Thalía lo dijo: celebrará Acción de Gracias este jueves 27 de noviembre al estilo mexicano, con platillos de su país que incluye los romeritos, típicos de la época navideña.

Sin ser famosos, muchos hispanos siguen la misma línea de la cantante y le ponen el toque latino a este feriado estadounidense, que representa la fecha más importantes de celebración familiar en este país.

Algunos hogares acompañan el tradicional pavo, con una carne asada, tortillas, frijoles, tamales, pupusas o arepas, dependiendo del país de origen y de los gustos de la familia.

Otros, reemplazan del todo al platillo típico del pavo relleno al horno, con puré de papas o dulce de batata (camote) y el pastel de calabaza. Tal como lo harán este jueves la familia nicaragüense-peruana, Rosales Vela, en Springfield, Virginia, quienes combinarán lechón asado, con un pollo o gallina horneada, tamales y tortillas, con una sazón típica de Nicaragua.

En la mesa no faltará la Inca Kola peruana y el típico panetón con chocolate, que se acostumbra en Perú durante la época navideña. “Esta vez queremos variar y no preparar pavo sino otras comidas típicas”, expresó Vilma Rosales.

Sin embargo, su cuñada, quien es más tradicional, asegura que traerá un pavo horneado “aunque sea pequeño, porque se niega a romper la costumbre”, dijo.

El pavo es tradicional en esta época, desde que se celebró el primer Día de Acción de Gracias (“Thanksgiving, en inglés) en el siglo XV cuando los peregrinos que huyeron de Europa hacia Estados Unidos sobrevivieron el duro invierno, gracias a que los indios compartieron con ellos.

Durante la temporada de Acción de Gracias, el 88% de los estadounidenses come pavo, según una encuesta de la Federación Nacional de Pavo. Se estima que en 2014, 242 millones de estas aves hayan sido criadas aquí, dice el Censo.

Lo que la familia Rosales no evitará es el puré de batata (sweet potatoe) que prepara con marshmellows.Un dato curioso: 48% de las batatas que se venden en los mercados durante estas fechas ha sido importadas de Republica Dominicana, según al Censo.

En resumen, ya sea con pavo, lechón, gallina o pollo igual los hispanos se unirán este jueves 27 a la fecha para estar en familia y dar gracias.


En primera persona

¡No día del pavo, sino de dar gracias!

EN PRIMERA PERSONA                    
   Por Milagros Meléndez-Vela

EN PRIMERA PERSONA Por Milagros Meléndez-Vela

Mala costumbre. Cada vez que mi cuñada Lidia se refiere al Día de Acción de Gracias como el “día del pavo” me desespera y siempre le replico. Sin embargo, ella no es la única, muchos llaman al feriado de tal manera; tal vez porque es más corto decirlo, más sencillo que “thanksgiving” o porque no es una tradición arraigada a nuestra cultura.

Pobre pavo. Siendo periodista soy ‘picky’ (exigente) con la terminología y las definiciones; y confieso que a veces el ser muy meticulosa me ha traido algunos problemas de relación o comunicación con los demás. Pero en esta caso creo que vale la pena corregir. “Thanksgiving Day” es el Día de Acción de Gracias y no Día del Pavo, ¡por favor!. De hecho, pobres pavos, si lo pensamos bien, sería el ‘NO’ día del pavo, porque en lugar de celebrarlos los matamos para estar en nuestra mesa.

Dad gracias. Entre las muchas cosas que amo de este país está el Día de Acción de Gracias, simplemente porque me maravillo de que haya una nación que haga un tiempo aparte para hacer eso: “dar gracias”. Es un tiempo de familia (a pesar que la nuestra esté lejos, siempre hay alguien con quien compartir). Y siempre hay algo porque agradecer. El problema es que muchas veces lo olvidamos y nos concentramos en lo que nos hace falta en lugar de agradecer por todo lo que tenemos.

Historia. “Thanksgiving Day” se celebra como tal el cuarto jueves de noviembre desde 1941 cuando el presidente Franklin Roosevelt estableció esa fecha. Antes en 1863, Abraham Lincoln proclamó la fecha el último jueves de noviembre. Pero el origen data de 1621, cuando los peregrinos invitaron a los indígenas a compartir un banquete con la cosecha que los propios indígenas ayudaron a sembrar, evitando que los peregrinos sufran hambruna en el crudo invierno.

Se pierde. Lamentablemente cada vez el comercio está haciendo de este día menos solemne. Ahora muchos salen corriendo al terminar la cena para ir de compras, cuando antes todos los comercios cerraban. Ahora el famoso “Black Friday” se adelanta, al propio jueves.

Me niego. Para mí Acción de Gracias es sagrado. Me niego a romper la tradición, cenaré pavo, puré de camote, ensaladas, con algunos platillos peruanos. Pero el momento más importante será cuando sentados a la mesa, con mi hija que regresa del college, evaluemos y expresemos en voz alta nuestros motivos de gratitud en este 2014.

[email protected]



--