0

Inició en Londres el Grand Slam de Wimbledon con Federer como principal favorito

Este lunes inició en Londres, uno de los torneos más emblemáticos del tenis, el Grand Slam de Wimblendon que congregó a grandes figuras del deporte blanco como Federer, Nadal, Murray y Djokovic.

Andy Murray, último campeón de Wimbledon, debutó hoy con triunfo en la pista central del All England Club tras superar a Alexander Bublik, que entró en el cuadro bajo la condición de lucky loser, por 6-1, 6-4 y 6-2, en 1 hora y 43 minutos.

El británico, que también busca defender su condición de número uno mundial, puesto al que aspiran Rafael Nadal y Novak Djokovic, se deshizo por la vía rápida de un rival que no es un especialista en cesped. De hecho, nunca ha ganado un partido en esa superficie dentro de un torneo ATP.

Por su parte, Rafael Nadal, cuarto favorito, doblegó al australiano John Millman, 137 del mundo, por 6-1, 6-3 y 6-2 para lograr la segunda ronda de este torneo.

Dos veces campeón (2010, 2012) y tres veces finalista (2006, 2007, 2011), el español se mostró resolutivo en este regreso al All England Club, y en la pista número uno del recinto cumplió su faena en una hora y 46 minutos, con 33 golpes ganadores y solo 18 errores no forzados.

El último tenista local que defendió con éxito el título de un Grand Slam fue Fred Perry, vencedor de Wimbledon en las ediciones de 1934 a 1936. Murray se medirá el miércoles por un puesto en la tercera ronda con el alemán Dustin Brown, precisamente el último verdugo de Nadal en la Catedral del tenis hace dos temporadas.

Entre los principales favoritos para alzar la copa destaca los tenistas, Roger Federer y la alemana Angelique Kerber, acompañados por un ramillete de candidatos, de un escalón más abajo, que sacarán sus mejores armas para tumbar a dos poderosos rivales que en el césped quieren dar espectáculo.

El suizo Federer quiere seguir haciendo historia. Superados los problemas de salud que lo aquejaron en los recientes años, en este 2017 se llevó la admiración del mundo del tenis al seguir un buen proceso de recuperación y trabajo para mantenerse vigente y sí que lo consiguió.

A inicios del año conquistó el Abierto de Australia. Ahora, en Wimbledon, en la superficie que más torneos le ha dado y en el que es amo y señor, el ‘todopoderoso’, busca su octavo título y convertirse en el más ganador en la historia de un torneo que existe desde 1877.

El regreso de su parón no fue el ideal y alcanzó a prender las alarmas. Perdió en dieciseisavos de final del ATP 250 de Stuttgart 6-2 6-7(8) 4-6 con Tommy Haas. Sin embargo, él se encargó de dar el parte de tranquilidad. Hace una semana se ganó el torneo de Halle, en el que es el rey sin discusión.

“Luego de mi largo descanso mis sensaciones son excelentes. He recuperado el placer de jugar y estoy en forma para Wimbledon”, avisó un sonriente Federer.

Ahora, en la plenitud de la forma física saltará al césped del torneo londinense a deleitar a los aficionados con esos golpes elegantes y tranquilos que desequilibran a cualquier oponente que lo tiene en frente. Lo temen.

“Federer es el máximo favorito en Wimbledon. En esa superficie en donde Roger ha tenido tantos éxitos en su carrera es obvio que sea el rival por vencer”, comentó Nadal, su archirrival.

Sus números son bestiales sobre hierba. Tiene un porcentaje de victorias en esta superficie del 86,66 por ciento, siendo dominador histórico. En Wimbledon, el porcentaje de triunfos es de 79,8 %. Ha ganado 84 partidos, se ha llevado 266 sets, 1.946 games y 7 títulos.

Dentro de sus rivales aparecen también Novak Djokovic, campeón defensor, pero que no viene en un gran momento; Rafael Nadal, quien vive un idilio con el tenis, aunque en esta superficie su juego no es el mejor; Andy Murray, el número uno de la clasificación, quien viene con un problema de cadera .

“Nadal está jugando bien, Murray defiende el título otra vez, así que jugará bien. Y Djokovic recuperará su juego pronto. Además están Tomas Berdych, Raonic, Thiem, Wawrinka, Zverev, Kyrgios, hay muchos que pueden hacer grandes cosas aquí. Es un cuadro muy abierto”, reconoció un Federer que aguarda los segundos para que vuele la bola.

En la rama femenina es el momento de Kerber

La tenista alemana Angelique Kerber, número uno del mundo, quiere sacudirse de una serie de malos resultados en los que no ha podido conquistar un grand slam, siendo la mejor tenista del planeta.

Para esto, la jugadora de 29 años necesitará recuperar la consistencia que tuvo en el 2016 y estar fuerte mentalmente para sobreponerse ante las adversidades.

Frente a ella estarán jugadoras de la talla de Venus Williams, Simona Halep y la joven revelación Jelena Ostapenko, quienes tienen firme la ilusión de coronarse en Londres.