0

La NBA baja el telón de la 2018-2019 con los premios individuales

Las labores de la 2018-2019 culminaron con la cita que enaltece el trabajo de jugadores, entrenadores y ejecutivos
NBA. Luka Doncic es el favorito al Novato del Año

NBA. Luka Doncic es el favorito al Novato del Año

Luego de las labores por equipos, los reconocimientos. Cada disciplina de alto nivel da por finalizada de manera oficial su campaña al premiar a los mejores representantes en distintas categorías y la NBA no es la excepción.

Este 24 de junio, las labores de la zafra 2018-2019 culminaron con la cita que enaltece el trabajo de aquellos elementos jóvenes y de experiencia, así como de ejecutivos y entrenadores, quienes fueron parte fundamental del éxito de sus respectivas franquicias sin necesariamente estar vinculados al trofeo de campeón.

La figura

El ascenso de Giannis Antetokounmpo fue trepidante. Parece que fue apenas unos meses cuando el interno griego apareció en la NBA con una estructura física destacada, pero a la que aún le faltaba algo de entrenamiento para poder instalarse en la liga más importante del planeta.

Sin embargo, el heleno, figura de los Bucks de Milwaukee, potenció sus habilidades para consolidarse, al menos en la 2018-2019, como el Jugador Más Valioso, gracias a un juego en el que el ataque a la pintura fue la carta de presentación.

El novel

Luka Doncic llegó con enormes pergaminos a la NBA. Campeón europeo con su país, el esloveno también brillaba con el Real Madrid español antes de decantarse por el draft de 2018. Minutos antes de iniciar el evento, los Mavericks de Dallas intercambiaron posiciones con los Hawks de Atlanta, logrando colarse en un puesto accesible para obtener al chico del Viejo Continente y así armar un grupo talentoso a su alrededor que esperan logre imponerse a corto o mediano plazo.

Desde lo colectivo, a los tejanos parece faltarle una o dos piezas que se junten con Doncic para competir en la Conferencia del Oeste; sin embargo, en el plano individual las acciones del esloveno fueron lo suficientemente positivas para hacerse con el premio a Novato del Año.

Con promedios de 21.2 puntos por juego, 7.8 rebotes, 6.0 asistencias y 1.1 robos, el europeo dejó claro que está para grandes cosas.

Los elogios comenzaron a llegar temprano y eso potenció más a un chico con altas expectativas. Doncic reparte el balón con facilidad y también es capaz de ganarse un puesto en la pintura para pelear el balón. Además, su ritmo anotador no es aislado, pues se le vio definir a favor de los Mavericks muchos encuentros teniendo él la última palabra.

De áfrica para el mundo

El crecimiento de Pascal Siakam en la NBA no solo se mide en estadísticas, también se tiene que analizar desde los momentos en los que apareció a favor de su organización. Recientemente campeón con los Raptors de Toronto, el camerunés dejó atónitos a muchos a través de un potente juego en el que logró adaptarse al baloncesto actual, con presencia en la llave, pero también anotando desde larga distancia.

El africano promedió 16.9 puntos por encuentro, dejando atrás los 7.3 en el pasado curso. Mejoró también en los rebotes, con 6.9 por 4.5 en la 2017-2018, y lo propio en asistencias, subiendo de 2.0 a 3.1.

Siakam se erigió como una figura importante dentro de las filas de los canadienses. No es el jugador más temido, tampoco el que mayor ruido hace sobre el tabloncillo, pero sí uno de los más disciplinados de su grupo de trabajo. Eso lo llevó a ser premiado y, por qué no, a ser parte fundamental del logro histórico de los dinosaurios.

El plus

Lou Williams sabe cuál es su labor. Si no es titular, entonces debe destacar desde la banca. Hoy en día, no existe un mejor basquetbolista con tal responsabilidad que él. El de los Clippers de Los Ángeles fue reconocido en la gala con el premio a Mejor Sexto Hombre, un galardón que alcanzó por tercera oportunidad en su carrera y segundo de manera consecutiva.

El base consiguió anotar 20.0 puntos por duelo, tomar 3.0 rebotes y repartir 5.4 asistencias.

Tal vez, en otra organización sería titular indiscutido, pero en las filas de los californianos cuenta con un importante rol en el que demuestra que más que su brillo individual está lo que pueda aportar, así sea como suplente, para los suyos.

Otros méritos

El francés Rugy Gobert repitió como Jugador Defensivo del Año. Por su parte, Mike Budenholzer, mandamás de los Bucks de Milwaukee, se consolidó como Entrenador del Año. Ese mismo equipo vio a su gerente, Jon Horst, obtener el trofeo a Ejecutivo del Año.



--