0

Cuatro latinos destacaron por su defensa en la MLB

Las defensivas evitan que los rivales victimicen a los lanzadores
LUJOSO. David Peralta hizo las labores a la defensa / @DPFreightTrain6

LUJOSO. David Peralta hizo las labores a la defensa / @DPFreightTrain6

En el béisbol, el invitado especial es el jonrón. Para el fanático el batazo de cuatro esquinas significa la acción que paga la entrada, esa que enamora a los recién llegados al deporte y que afirma la condición de toleteros de muchos de los exponentes ofensivos de la pelota.

Pero el juego se conforma por algo más que fuerte conexiones. Desde el otro lado, las defensivas tienen un papel fundamental, una labor capaz de evitar que los rivales victimicen a los lazadores con sus batazos, al punto de que, como labor unificada, les brinde a los integrantes de cada conjunto la opción de trascender con su franquicia sacando los outs necesarios.

Como ya es un hábito, el béisbol de las Grandes Ligas reconoce el trabajo de cada pieza que destaca en la defensa, bien sea en el infield como en los jardines, a través de la marca de guantes Rawlings, la cual hace mención de los mejores en cada posición con el Guante de Oro.

Cuarteto dorado

En la lista de 18 elementos galardonados por la compañía y que entra dentro del sistema de premios oficiales de la Major League Baseball, cuatro son de origen latino: Yolmer Sánchez, Francisco Lindor, Roberto Pérez y David Peralta.

El primero, venezolano y perteneciente a los Medias Blancas de Chicago, sumó el primer honor de este tipo en su carrera. El segunda base de los patiblancos vio acción durante 149 compromisos en la posición, 142 de ellos como titular. Apenas nueve errores marcaron el calendario de Sánchez, quien dejó porcentaje de fildeo de .987. Además, participó en 108 doble plays. Solo en 2015 dejó un mejor porcentaje en la posición (.990), pero en menos duelos (117).

Lindor, dominicano y campocorto de los Indios de Cleveland, llevó a casa su segundo Guante de Oro tras el obtenido en 2016, también con la tribu. El quisqueyano, quien ha participado en cuatro Juegos de Estrellas, cometió solo diez yerros en 137 choques este año, para un porcentaje de fildeo de .979. se vinculó en 68 doble matanzas y asistió 312 outs.

El puertorriqueño Pérez, también de los Indios, es considerado el mejor careta de su posición. Su año fue casi perfecto con el guante, presentando porcentaje de .997 en 118 choques. Cometió solo tres pifias y retiró al 41% de los corredores que salieron en intento de robo, producto de 20 outs con la intención de tomar una almohadilla extra.

Mientras, Peralta, venezolano y jardinero de los Diamondbacks de Arizona, fue el único latino en la lista de ganadores de la Liga Nacional. El patrullero encontró poco tiempo de acción por una lesión, disputando apenas 93 encuentros como outfielder; sin embargo, su estadía como activo fue suficiente para amarrar su primer Guante de Oro en seis calendarios en el béisbol de las Grandes Ligas. Solo cometió par de yerros para un porcentaje de fildeo de .990 y asistió tres outs.

El resto de los ganadores

J.T. Realmuto, cátcher de los Filis de Filadelfia; Anthony Rizzo, primera base de los Cachorros de Chicago; Kolten Wong, segunda base de los Cardenales de San Luis; Nick Ahmed, campocorto de los Diamondbacks de Arizona; Nolan Arenado, tercera base de los Rockies de Colorado; Lorenzo Cain, jardinero de los Cerveceros de Milwaukee; Cody Bellinger, jardinero de los Dodgers de Los Ángeles y Zack Greinke, lanzador de los Diamondbacks de Arizona (ahora con los Astros de Houston), se llevaron los honores en el Viejo Circuito.

Por la Liga Americana, los premiados fueron Matt Olson, primera base de los Atléticos de Oakland; Matt Chapman, tercera base de los Atléticos de Oakland; Alex Gordon, jardinero de los Reales de Kansas City; Kevin Kiermaier, jardinero de los Rays de Tampa Bay; Mookie Betts, jardinero de los Medias Rojas de Boston y Mike Leake, lanzador de los Marineros de Seattle.

También hicieron el trabajo con el madero

Además del Guante de Oro, la MLB pone en un pedestal a quienes considera son los mejores toleteros del momento bajo el premio de Bate de Plata, donde tres latinos se llevaron los honores.

Carlos Santana, inicialista y designado de los Indios fue uno de ellos. El dominicano dejó promedio de bateo de .281 puntos con 34 jonrones y 93 rayitas remolcadas. Su compatriota Nelson Cruz, bateador designado de los Mellizos de Minnesota, presentó average de .311. Soltó 41 cuadrangulares y mandó a 108 compañeros al plato.

El otro fue el venezolano Ronald Acuña Jr., jardinero de los Bravos de Atlanta, quien bateó para .280, con 41 jonrones y 101 producidas.