0

Una bacteria infecta a miles de personas en China

Pixabay.

Pixabay.

Redacción

Según informó la gobernación de la provincia de Gansu, en Lanzhou, al noroeste de China, más de seis mil personas dieron positivo por la enfermedad bacteriana llamada brucelosis. Este brote se debió a una fuga en la fábrica de productos farmacéuticos biológicos de Zhongmu, Lanzhou. Esta ocurrió entre finales de julio y finales de agosto del año pasado, según la Comisión de Salud de la ciudad.

Un total de 21,847 personas habían sido analizadas, de las cuales 4,646 habían resultado positivas en las pruebas preliminares, y 3,245 habían sido confirmadas positivas por el Centro Provincial de Control y Prevención de Enfermedades de Gansu, según un informe de las autoridades sanitarias.

El laboratorio estatal de la ciudad usó un desinfectante caducado en julio y agosto de 2019 en la producción de vacunas contra la brucelosis para animales. Como resultado, la esterilización fue incompleta y las bacterias todavía estaban presentes en las emisiones de gas de la compañía. El gas contaminado se propagó por el aire hasta el cercano Instituto de Investigación Veterinaria, donde infectó a casi 200 personas en diciembre pasado, según reseña semana.

¿Qué es la brucelosis?

La brucelosis, también llamada fiebre de Malta, fiebre mediterránea, fiebre ondulante, o enfermedad de Bang, es una enfermedad infecciosa de difusión mundial, producida por bacterias del género Brucella, que ataca a varias especies de mamíferos, dentro de los cuales se encuentra el ser humano, en el cual produce un cuadro febril inespecífico.

Entre humanos no se puede transmitir la enfermedad, pero una mujer que porte la bacteria es probable que la transmita a su bebé en el parto. También podría producirse la transmisión a través de una transfusión de sangre, un trasplante de órganos o de tejidos.

Los síntomas de esta enfermedad pueden presentarse pocos días después de la infección o meses más tarde y puede parecer una gripe o un resfriado:

  • Fiebre.

  • Escalofríos y sudores.

  • Pérdida de apetito.

  • Debilidad y fatiga.

  • Dolor articular, muscular y de espalda

  • Dolor de cabeza

  • Diarrea

  • Inflamación de los ganglios.

que han sido descritas son:

  • Orquiepididimitis (inflamación e infección de los testículos).

  • Inflamación e infección del bazo y del hígado.

  • Infecciones del sistema nervioso central como la meningitis y la encefalitis.



--