0

Salvadoreño condenado a 32 años de prisión por violar a menor de edad

La víctima llegaba a hacer los oficios domésticos junto a su madre y su hermanita a la casa del agresor

Dinora es una adolescente que sufrió muchos vejámenes sexuales de parte del hombre a quien su madre le llegaba a lavar y a planchar a su casa, la cual se sitúa en una residencial de Lourdes, Colón, La Libertad.

A pesar de haber sido amenazada por su agresor de que mataría a su madre y que le iba a causar daño a su hermanita, Dinora se armó de valor y se fue junto con su madre a denunciarlo ante la Policía y la Fiscalía.

Seis años después de aquellos abusos sexuales, se hizo justicia. Su agresor, Amílcar García, fue sentenciado a pasar 32 años en prisión, porque lo encontraron culpable de los delitos de agresión sexual y de violación en contra de Dinora, según la oficina fiscal de Santa Tecla, La Libertad.

La condena se la impuso el Tribunal Primero de Sentencia de Santa Tecla, La Libertad, al valorar las pruebas presentadas por la Fiscalía y que comprometieron a García.

Pero además de la pena de prisión, el referido tribunal le impuso una pírrica cantidad de dinero como responsabilidad civil. El ahora condenado, Amílcar García, tendrá que pagarle $250 como indemnización a la joven por el daño causado.

Mandaba a comprar a la madre para quedarse solo con la menor

García aprovechaba las ocasiones que se quedaba solo con Dinora en su casa. Como estrategia, García mandaba a la madre de Dinora y a la hermana de esta, de seis años de edad, a comprar cualquier cosa a un centro comercial cercano para quedarse solo con la menor.

Comenzaba diciéndole que le hiciera masajes en los pies, a lo que accedía Dinora. En los instantes que la joven le hacía los masajes, García aprovechaba para tocarle sus partes íntimas, pero ella siempre se oponía.

La joven le reclamaba que no podía hacer eso porque él era el “novio de su mamá”, pero este siempre le respondía que eso no importaba y seguía manoseándola. En una ocasión, ella trató de gritar para pedir auxilio a los vecinos, pero el individuo le tapó la boca.

En otra oportunidad que ella se quedó sola con su agresor, Dinora cocinaba el amuerzo y fue en entonces que García la tomó por detrás para tocar sus partes íntimas. Ella le dijo que la dejara que era el “hombre de su

mamá”, pero él le dijo que “no le importaba”.

Enseguida, Dinora le advirtió que la respetara y de inmediato le dió una patada en los genitales a García y no siguió tocándola.

El ahora condenado se fue a sentar a un sillón y se quejaba del dolor. Al llegar la mamá de Dinora, le preguntó que era lo que le pasaba y él le respondió que le dolía el estómago.

Días después, García le pidió a la mamá de Dinora que le fuera a comprar al centro comercial para quedarse solo con la joven, y fue ese día que aprovechó para abusar de Dinora.

García la intimidó diciéndole que si ella le contaba a su mamá de lo que le había hecho, entonces iba a matar a su mamá y le causaría daños a su hermanita.

Todos esos vejámenes ocurrieron en 2013, pero no fue hasta el 20 de julio de 2018 que ella puso la denuncia en la Policía que culminó con la condena de Amílcar García.

El año pasado, la Fiscalía General abrió 6,967 casos de investigación de delitos sexuales, lo que significó un incremento de 365 con respecto a 2018 en el que se contabilizaron 6,602 casos, según el informe del primer año de gestión del fiscal general, Raúl Melara.

Sumado a lo anterior, los fiscales emitieron 1,365 órdenes de captura de personas acusadas de distintos delitos sexuales en 2019. Un año antes ordenaron las capturas de 1,339 personas.

Así también, el ente fiscal logró condenar a 980 violadores o agresores sexuales el año pasado. Un año antes, 2018, la Fiscalía General logró que 864 violadores o agresores sexuales fueran condenados, según el informe fiscal.

Con información de El Salvador



--