0

Delincuentes entraron de manera violenta a iglesia salvadoreña y profanaron el sagrario

Según fuentes de la parroquia, el monto de lo hurtado asciende a unos 2,000 dólares
SEGURIDAD. Foto de referencia de una patrulla de policía

SEGURIDAD. Foto de referencia de una patrulla de policía

Delincuentes derribaron de manera violenta la defensa de una ventana del templo de la parroquia San José Obrero, en Plan del Pino, en Ciudad Delgado, se llevaron el equipo de oficina y de sonido, además de dinero en efectivo que serviría para comprar alimentos para afectados por la pandemia del COVID- 19

El hecho ocurrió la madrugada de este sábado 17 de octubre de 2020.

Al amanecer de este sábado, el párroco y feligreses encontraron el desorden al interior del templo. Lo primero que descubrieron fue el daño al Sagrario (un espacio santo para lo católicos, donde se guardan las hostias que, consagradas, representan el cuerpo de Cristo).

Las hostias fueron destrozadas y esparcidas en el piso del altar, lo que es considerado un sacrilegio.

Los afectados llamaron a la Policía y horas después agentes del laboratorio de inspecciones oculares llegaron al lugar para recolectar la evidencia disponible.

Según fuentes de la parroquia, el monto de lo hurtado asciende a unos 2,000 dólares, y entre lo que se llevaron los delincuentes incluye el equipo de sonido y artículos de oficina que estaban en la sacristía.

La parroquia San José Obrero se encuentra en el Plan del Pino, en Ciudad Delgado, a uno dos kilómetros al norte de la Ciudadela Don Bosco.

Los feligreses sostienen que no han tenido ningún problema en los últimos meses con personas o grupo alguno, y que este es el primer hecho delictivo que se comete allí desde el fin del conflicto armado en 1992. En la década de los ochenta fueron objeto de irrupciones violentas y de crímenes.

Con información de El Salvador



--