Según la Fiscalía el cartel de los narcobuses está plenamente identificado. Las recientes capturas a presuntos miembros de la organización criminal habrían ayudado a empezar a armar el rompecabezas. Este jueves fue capturado Jesús David Santofimino, presunto jefe del cartel.

El operativo se dio en Florencia, Caquetá, sin embargo Santofimio será trasladado a Ibagué, ciudad que ha sido calificada como la “sede principal” de la organización. Allí le serán imputados los delitos de concierto para delinquir, tráfico de estupefacientes y lavado de activos.

La captura de Santofimio se dio después de las de seis presuntos integrantes de organización denominada ‘Los mercaderes de la frontera‘, quienes –según el ente acusador- estaría vinculada al caso del bus de ‘turismo’ cargado de marihuana que se accidentó en Ecuador, cobrando la vida de 24 personas.

“La organización ‘Los mercaderes de la frontera‘ está relacionada con el cargamento de más de media tonelada de marihuana hallado en el bus que se accidentó en Ecuador”, aseguró la Fiscalía.

Esta banda se dedicaba al tráfico de estupefacientes al por mayor Tolima, Huila y Valle del Cauca, y su negocio habría traspasado las fronteras hasta Ecuador y Chile, país al que se dirigía el bus siniestrado.

En el vehículo fue encontrada media tonelada de marihuana creepy, pero según la Fiscalía este grupo criminal también comercializaba base de coca (pasta y polvo). El CTI de la Fiscalía allanó el pasado 18 de agosto dos viviendas en Ibagué y fueron capturados 6 presuntos integrantes de la banda, 3 con orden judicial y tres en flagrancia, que incluyen a Juan Gabriel Céspedes, principal proveedor de la banda, que tenía vínculos con narcotraficantes del Valle, Risaralda y Caquetá.

Más pistas sobre el accidente de Ecuador

De acuerdo con la Fiscalía, Céspedes, uno de los detenidos, era socio del cartel de los narcobuses, junto con capos de Pereira, Cali y Caquetá.

Otra socia de la organización era una caleña, que las autoridades identifican como alias La Cucha, que falleció en el accidente. Céspedes habría coordinado desde el mes de julio el envío de la marihuana desde Cali hacia Ecuador. Su destino final sería Chile, donde triplicaría su valor.

Pero esta no era la primera vez. Esta modalidad se venía llevando a cabo desde hace tiempo. En 2017, otro vehículo que cubrió la misma ruta Cali – Quito – Chile habría pasado la frontera, y otros dos buses también habían hecho el mismo recorrido este año, con droga al interior de los automotores, cuyo destino final sería el mismo.

Según las evidencias recaudadas, el bus accidentado fue cargado en Cali, desde donde emprendió su viaje a Ecuador. El propósito inicial era que saliera por Ipiales, pero, por los controles policiales, se desvió para tomar la ruta Popayán- Pitalito- San José de Isnos, Mocoa – Sucumbíos.

En Isnos sufrió un percance técnico y durante todo el trayecto fue custodiado por un vehículo particular comprado en la ciudad de Ibagué.

Por Semana.com