Adrian Peterson se mantendrá un año más con el uniforme de los Redskins de Washington. El equipo de la capital de los Estados Unidos ejerció la opción que tenía dentro del contrato del atleta, reteniéndolo al menos un año más en sus filas. Será la tercera temporada del experimentado jugador en Washington, la número 14 de por vida en la NFL y la primera bajo el mando de ron Rivera, nuevo entrenador en jefe de los aborígenes.

“Adrian Peterson es el epítome de lo que significa ser un profesional en esta liga”, dijo Rivera a los medios locales cuando se hizo oficial el anuncio de Peterson. “El liderazgo de Adrian y pasión hacia el juego de fútbol americano será un ejemplo de lo que se espera de los jugadores en este programa a futuro”.

En marzo serán 35 años de edad para Peterson, quien rozando el retiro sigue siendo todo un líder corredor dentro de la NFL. Por ejemplo, el año pasado encabezó a los pieles rojas con 898 yardas por la vía terrestre y cinco anotaciones en un total de 211 acarreos.

Peterson además figura en el quinto puesto de la lista histórica de yardas por tierra de por vida en la NFL. Son 14.216 recorridas por él. Y el cuarto puesto parece cercano. Solo 1.100 yardas lo separan de Barry Sanders, dueño de la cuarta casilla histórica. Si se mantiene sano, podría lograrlo.

“Sigo fuerte”, compartió el atleta en sus redes sociales. “Vamos a ponernos a trabajar”.

La llegada del experimentado atleta a la capital de los Estados Unidos fue una contratación de emergencia. En 2018, el novato Derrius Guice sufrió una lesión que acabó con sus opciones de jugar. Las dudas eran sensatas, la pregunta sobre cómo iba responder el físico de un hombre más de 30 años y con varias lesiones encima se hizo sentir en Washington. Pero más de 1.000 yardas por la vía terrestre obligó a la gerencia a ofrecerle un nuevo contrato para el año 2019. En el acuerdo había una campaña y adicional dentro de las opciones, la cual solamente podía ser ejercida por la organización. Y así fue. La misma se convirtió en una realidad el pasado miércoles 19 de febrero, con lo cual habrá más velocidad sobre el emparrillado gracias a las piernas mágicas de Peterson.

Incansable

Drew Brees se mantendrá al menos otro año más como jugador activo de la NFL. El destacado mariscal de campo, dueño del primer lugar histórico yardas y pases de anotación, no está listo para despedirse de la disciplina. Son 41 años y parece ser bastante difícil que a esa edad alguien pueda mantenerse en condición de activo; sin embargo, si la calidad está intacta, como lo es su caso, no hay otra manera sino seguir haciendo lo que tanto amas. En Nueva Orleans los Santos aplaudieron esta decisión, una que llegó a través del propio mariscal de campo, quien lo anunció en sus redes sociales.

“¡Lo que siento sobre la temporada 2020! ¡Estoy ansioso por volver al trabajo y recorrer el trayecto, pues sé que la recompensa al final valdrá la pena! Los amo #WhoDatNation. ¡Volvamos a intentarlo!”, escribió junto a una fotografía en Instagram.

Muchas preguntas se tejían alrededor de la figura de Brees, quién pudo haber dado un paso al costado y retirarse. Pero las ganas de mantenerse sobre el emparrillado también estaban atadas a lo que pueda hacer con este uniforme.

Como ya ha repetido en varias ocasiones, no hay intención de hacer las labores con otra organización de la NFL; todo lo contrario, la fidelidad desde su parte y desde la gerencia han sido más que recíprocas, de ahí que los acuerdos se extiendan constantemente, un tema muy distinto al de otros equipos y grandes figuras de la disciplina, quienes ven a sus leyendas dar el salto a otras ciudades para defender nuevos colores.

Un mar de dudas

Otro veterano que está en el tema de conversación y el ojo del huracán es Tom Brady. El mariscal de campo de los Patriotas de Nueva Inglaterra ha sido noticia. De momento no hay decisión con su contrato, lo cual genera aún más rumores sobre las opciones que tendría el histórico jugador.

No hay franquicia que no quiera contar con un elemento de su talla; no obstante, en Massachusetts podrían darle un final feliz a la relación y dejar que esté al frente de ellos uno o tal vez dos años más, cuando decida retirarse de forma definitiva.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *