CONGRESO. Los republicanos rechazaron en su mayoría apoyar el proyecto de alivio de Joe Biden. | Foto: Efe.

Los congresistas en la Cámara de Representantes aprobarán hoy, 10 de marzo, un paquete de ayuda económica de 1,9 billones de dólares para atender la crisis causada por la pandemia. El presidente Joe Biden y los demócratas en el Congreso están en camino de lograr su primera gran victoria legislativa.

La votación enviará a Biden uno de los paquetes de rescate económico más grandes en la historia de Estados Unidos, que los demócratas prometieron aprobar como uno de sus primeros actos de gobierno después de retomar el control de la Casa Blanca y el Senado en las elecciones de 2020.

Se espera que el proyecto legislativo sea aprobado por la Cámara Baja solo con el apoyo de los demócratas.

“Hoy es un día histórico, uno que no hubiera sido posible sin la elección del presidente Joe Biden y la vicepresidente Kamala Harris. Juntos, aplastaremos el virus, poniendo vacunas en los brazos de las personas, los niños de regreso a la escuela con seguridad y las personas de vuelta a sus trabajos con dinero en el bolsillo”, tuiteó Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara Baja, este miércoles.

El proyecto de ley, denominado Plan de Rescate Estadounidense, autoriza una ronda de pagos de estímulo de hasta $1 mil 400 para la mayoría de los estadounidenses, extiende otra ronda de beneficios de desempleo ampliados a quienes aún no tienen trabajo y realiza cambios importantes en el código tributario para ayudar a las familias con niños.

Lee también: La Casa Blanca aclara que la firma de Biden no aparecerá en los cheques de estímulo

La Cámara Baja aprobó su versión del estímulo en febrero antes de que fuera al Senado, donde los legisladores eliminaron algunos de sus componentes populares y progresistas.

Los cambios inicialmente molestaron a algunos demócratas de la Cámara, ya que los progresistas sintieron que tenían un mandato amplio de los votantes en las elecciones de 2020 para promulgar reformas económicas radicales. Pero los demócratas pronto se alinearon detrás del paquete de $1,9 billones, enfatizando que aún contenía un alivio significativo que promete ayudar a las familias en medio de la pandemia y reducir la pobreza infantil.

El proyecto de ley no ha logrado ganarse a ningún republicano, quienes han criticado la legislación, que cuenta con un amplio apoyo entre los votantes de ambos partidos.

La votación en la Cámara Baja permitirá a Biden firmar el estímulo tan pronto como lo determine, lo que seguramente ocurrirá esta semana. La aprobación final, por parte del presidente, despejará el camino para que los pagos directos comiencen a llegar rápidamente a los estadounidenses.

Con información de Tony Romm/The Washington Post.