republicanos

Timothy Blodgett, sargento de armas interino de la Cámara de Representantes, informó que la cerca que rodea actualmente al Capitolio, y que ha permanecido levantada desde los hechos ocurridos el 6 de enero, sea removida este fin de semana. 

Según una evaluación de la Policía del Capitolio “no existe una amenaza conocida y creíble contra el Congreso o el Complejo del Capitolio que justifique la cerca de seguridad temporal”, informó The Hill.

La eliminación de la barrera significa que se volverá a abrir el tráfico en Independence Avenue y Constitution Avenue volverán a partir del lunes por primera vez desde enero.

Blodgett también aseveró en un memorando a los legisladores y al personal que el arquitecto del Capitolio y la Policía del Capitolio reubicaron la cerca interior que rodea y protege al Congreso a principios de esta semana. Asimismo, informó que retiraron parte del alambre de púas.

Todavía se desconoce cuándo será derribada la cerca del perímetro interior que rodea el edificio del Capitolio. No obstante, el encargado aseveró que se continúan haciendo “las reparaciones de seguridad necesarias en el edificio”.

La custodia continúa

La Guardia Nacional continuará en el campus del Capitolio, pues la Policía del Capitolio solicitó a principios de marzo que el cuerpo de seguridad extendiera su despliegue por dos meses más.

Massachusetts envió aproximadamente 400 miembros de la Guardia Nacional a DC para prestar apoyo a las agencias locales, estatales y federales de la región. La decisión fue tomada luego de que las autoridades federales comunicaran la solicitud de apoyo continuo en dichas áreas.

El despliegue responde a lo acordado por el gobernador Charlie Baker el pasado 25 de enero, cuando puso a disposición 700 efectivos de la Guardia de Massachusetts para respaldar la seguridad y logística en la capital del país, reseñó Boston.com.

Esta segunda fase se espera que tenga una duración de 10 semanas. El traslado de efectivos no interferirá al momento de responder a alguna emergencia que se presente en el estado.

Permanece el apoyo

Las autoridades del Pentágono informaron el pasado martes 9 de marzo que están ultimando algunos detalles para aprobar la extensión del despliegue de la Guardia Nacional en el Capitolio de los Estados Unidos, la orden se mantendrá por dos meses más.

Se espera que Lloyd Austin, secretario de Defensa, dé la aprobación final para que las tropas de la Guardia Nacional continúen la custodia en Washington, DC., informó POLITICO.

Tras dos meses del asalto al Congreso, la decisión de extender la custodia al Capitolio proviene por las preocupaciones de que vuelvan a suscitarse hechos de violencia en el lugar. 

La inquietud proviene principalmente de la Policía del Capitolio, órgano que manifestó que debía mantenerse la alerta pues se presumía que podía existir una conspiración promovida por los partidarios de QAnon. La teoría señalaba que Donald Trump volvería el 4 de marzo, día de la inauguración presidencial, al poder; aunque la fecha transcurrió sin problemas, la policía insiste en que persisten las amenazas a los edificios y al personal.