ventiladores
SALUD. La Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid) donó un total de 250 ventiladores portátiles que serán utilizados en los diferentes hospitales de El Salvador. Foto EDH / Jessica Orellana.
COMPARTE

En la oscuridad de la noche un camión tractor blanco se detuvo en un camino bordeado de palmeras, hacia el tranquilo estacionamiento de un almacén del sur de Florida. Llegó sin nada a remolque, pero aproximadamente una hora más tarde se alejó arrastrando un remolque de 53 pies, con un águila estampada en el costado de la cabina claramente visible en una cámara de seguridad.

Fue una escena aparentemente inocua. Pero ese remolque, que era más largo que un autobús escolar, estaba cargado con ventiladores por valor de $3 millones con destino a El Salvador, cuya donación fue realizada por la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional, a fin de ayudar en la respuesta del país centroamericano a la pandemia. Y acababa de ser robado.

El atraco ocurrió en agosto y desencadenó una extensa investigación de múltiples agencias de uno de los crímenes más inusuales y audaces de la crisis del coronavirus, que culminó a finales de la semana pasada con el arresto del segundo de dos sospechosos.

Yoelvis Denis Hernández, de 42 años, y Luis Urra Montero, de 24, enfrentan cargos por delitos graves de conspiración federal, posesión de bienes robados de un envío interestatal y robo de propiedad del gobierno, que podrían ascender a 25 años de prisión.

Hernández fue arrestado el jueves pasado en Del Rio, una ciudad del suroeste de Texas cerca de la frontera con México; un lugar a 21 horas en automóvil desde el estacionamiento del almacén al norte de Miami. No está claro si tiene abogado. Montero fue detenido en septiembre y ha estado detenido sin derecho a fianza mientras espera el juicio.

Omar A. López, abogado de Montero, dijo en un correo electrónico a The Washington Post que su cliente “es inocente” y espera el derecho a la defensa ante un jurado.

La pandemia convirtió a los ventiladores en uno de los productos médicos más buscados del mundo. El COVID-19, la enfermedad causada por el coronavirus, puede privar a una persona de la capacidad de respirar y los ventiladores actúan como un conjunto externo de pulmones. Algunos de los pacientes más enfermos los necesitan para sobrevivir.

Fuente: Reis Thebault/The Washington Post.

Traducción libre del inglés.

COMPARTE
ÚLTIMAS NOTICIAS