"Agradecemos que el presidente de Estados Unidos vea en Colombia su principal aliado en Latinoamérica", dijo el presidente colombiano, Iván Duque, desde la Casa Blanca.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, transmitió este jueves (03.10.2022) a su homólogo de Colombia, Iván Duque, su intención de convertir a Colombia en aliado principal no OTAN, un estatus especial que conlleva privilegios económicos y militares. Biden hizo estas declaraciones en la reunión que mantuvo con Duque en la Casa Blanca, en el primer encuentro oficial entre ambos.

Con esta designación oficial, Colombia, socio global de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) desde 2017 y principal aliado de Estados Unidos en la América Latina, reforzará su asociación bilateral y multilateral con Washington. El presidente colombiano mantuvo una reunión a puerta cerrada con Biden en el Despacho Oval para luego mantener un encuentro entre dos amplias delegaciones de ambos gobiernos.

Duque es el segundo presidente latinoamericano en ser recibido en la Casa Blanca bajo Biden, después del mexicano Andrés Manuel López Obrador, quien estuvo en noviembre en el marco de la Cumbre de líderes de América del Norte. Antes que la Casa Blanca, Duque visitó el Congreso estadounidense, donde ya fue informado del proyecto de ley que reconocerá a Colombia como "aliado estratégico de Estados Unidos". Esta legislación "eleva la relación de Colombia con EE. UU. a lo más alto de estos 200 años" de lazos bilaterales, dijo Duque, en declaraciones a la prensa, acompañado por uno de los impulsores de esta iniciativa, el senador demócrata Bob Menéndez.

En una rueda de prensa en el Congreso estadounidense, Duque rehusó opinar sobre el acercamiento de Estados Unidos con Caracas y afirmó que su país mantiene "una línea coherente de política exterior" frente a Venezuela, que pasa por condenar "la dictadura de Nicolás Maduro". Pero después de la reunión con Biden sí se refirió al tema. Preguntado por los periodistas, Duque evitó aclarar si había hablado con Biden de la reciente visita de funcionarios estadounidenses a Caracas y "sin querer hablar" de la postura del mandatario de Estados Unidos indicó que tanto Bogotá como Washington solo conciben como solución en Venezuela "retornar a la democracia".

La portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, subrayó hoy que Estados Unidos sigue sin reconocer al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, a pesar de las conversaciones entabladas para liberar a ciudadanos estadounidenses y para abordar la crisis de petróleo. "La prioridad de nuestro acercamiento con Maduro, a quien no reconocemos como el líder de Venezuela, pero que estaba deteniendo a ciudadanos estadounidenses, era traer a los ciudadanos estadounidenses a casa", afirmó en su rueda de prensa diaria.

lgc (afp/efe)

Etiquetado: