El miércoles se espera un brote meteorológico importante con tormentas severas y tornados generalizados, algunos significativos, en el centro de EEUU y el valle del Misisipi. 

Predicciones de tormentas en EEUU

El Centro de Predicción de Tormentas del Servicio Meteorológico Nacional ha publicado un nivel 4 de 5 de riesgo de tiempo severo, algo raro, que cubre a más de 5 millones de estadounidenses, pero las posibilidades de tormentas severas más amplias cubren a unos 40 millones.

  • A medida que el sistema se mueve hacia el este, está produciendo un trío de amenazas como vientos dañinos, tornados y granizo grande.
  • Más de 97 millones de personas están bajo algún tipo de alerta por mal tiempo el miércoles, desde Texas y Luisiana hasta Missouri e Illinois.
  • Las amenazas más importantes se esperan en Memphis, Tennessee; Evansville, Indiana; Jonesboro Pine Bluff, y Little Rock en Arkansas; Owensboro, Kentucky - donde más de 5 millones de personas están bajo un riesgo moderado (nivel 4 de 5). 
  • Los tornados tocan tierra en Iowa y Texas; la ventisca está en marcha en las Llanuras
  • Las tormentas retumbarán a través del centro de Arkansas y Missouri a la hora del almuerzo, acercándose al río Mississippi a las 3 o 4 de la tarde. 
  • No está claro el número de supercélulas discretas que se adelantarán a la línea, pero es probable que se desarrollen en cualquier zona una o dos horas antes de que la línea llegue allí.

El mal clima y los tornados afectaron Texas, Montana y Dakota

Las tormentas del martes causaron estragos y heridos en Texas. También en Montana y en Dakota se registraron afectaciones debido al mal clima. 

  • El miércoles marca el punto álgido del brote de varios días y representa el fin temporal de lo que ha sido una racha de furia atmosférica. 
  • El mes de marzo ha sido el más activo en cuanto a tornados, con 218 registrados.
  • En cinco días del mes se registraron al menos tres o más tornados de categoría EF2 o superior. 
  • El mes de abril ha continuado a un ritmo vertiginoso, pero debería estabilizarse con un periodo de calma la próxima semana.

Fuente principal de la noticia: The Washington Post