Asesino de París
Miembro de Estado Islámico que atacó París y pide que lo "odien con moderación"

Salah Abdeslam, el único miembro sobreviviente del equipo de ataque del Estado Islámico que aterrorizó a París en 2015 pidió perdón este viernes y expresó sus condolencias a las víctimas, secándose las lágrimas durante el testimonio en la corte mientras suplicaba a los sobrevivientes que “me detesten con moderación”.

¿Qué fue lo que pasó? Durante años, Salah Abdeslam guardó silencio sobre lo sucedido el 13 de noviembre de 2015 en el Teatro Bataclán, los cafés de París y el estadio nacional. 130 personas que murieron. 

  • Después de que se abrió su juicio el año pasado, tuvo algunos estallidos  extremistas, pero durante meses se negó a responder la mayoría de las preguntas.
  • Luego, esta semana, sus palabras comenzaron a fluir, en un extenso testimonio que a veces contradecía declaraciones anteriores. Sus palabras en ocasiones provocaron estallidos de ira del público.
  • Los sobrevivientes y las familias de las víctimas, que esperan que el extenso juicio les ayude a encontrar justicia y claridad, tuvieron reacciones encontradas.
  • Abdeslam dijo que el autor intelectual de los ataques lo convenció dos días antes de unirse al equipo de terroristas suicidas. Al día siguiente, Abdeslam dijo que su hermano Brahim le mostró el café en el norte de París donde se suponía que Salah se detonaría entre la multitud.

Sin filtro. “Para mí fue un shock. No supe cómo reaccionar. Demostré que no estaba preparado para eso”, dijo Abdeslam al tribunal. No obstante, dijo que su hermano le convenció y se puso un cinturón explosivo la noche del 13 de noviembre del 2015, mientras su hermano y otros extremistas del Estado Islámico que habían luchado en Siria se desplegaron por París montando ataques paralelos.

  • “Entró al café, pido una bebida”, dijo Abdeslam. "Yo estaba pensando. Miré a la gente riendo, bailando. Y fue entonces cuando supe que no podía hacerlo”, señaló.
  • “Me dije a mí mismo, no voy a hacerlo”, dijo, citando un sentido de “humanidad”.
  • Después de salir del café, Abdeslam describió los intentos desesperados de comunicarse con amigos para pedir ayuda y tomar un taxi a través de París hasta el suburbio de Montrouge, donde dijo que se quitó el detonador de su chaleco explosivo y lo arrojó a un basurero.
  •  Primero se escondió cerca de París y luego huyó con amigos a Bruselas, donde fue arrestado cuatro meses después.

¿Y ahora qué? Se enfrenta a cadena perpetua si es declarado culpable de cargos de asesinato. 

Fuente principal de la noticia: The Washington Post.

ÚLTIMAS NOTICIAS