El presidente de Rusia, Vladimir Putin, en un momento sombrío durante los oficios de pascua de resurrección de la iglesia ortodoxa rusa ayer domingo 24 en la catedral de Cristo El Salvador en Moscú. FOTO: EFE/EPA/ALEXANDER ZEMLIANICHENKO / POOL.

El presidente ruso estaba considerando llegar a un acuerdo con Kiev el mes pasado, pero ahora no ve ninguna posibilidad.

Vladimir Putin ha perdido el interés en los esfuerzos diplomáticos para poner fin a su guerra con Ucrania y, por el contrario, parece decidido a apoderarse de todo el territorio posible, según tres personas informadas de las conversaciones con el presidente ruso.

Putin, que estaba considerando seriamente llegar a un acuerdo de paz con Ucrania después de que Rusia sufriera contratiempos en el campo de batalla el mes pasado, ha dicho a las personas involucradas en el intento de poner fin al conflicto que no ve perspectivas de llegar a un acuerdo.

"Putin sinceramente cree en las tonterías que escucha en la televisión [rusa] y quiere ganar a lo grande", dijo una de las personas informadas de las conversaciones.

Aunque Moscú y Kiev acordaron su primer borrador del comunicado en una reunión celebrada en Estambul a finales de marzo, las conversaciones se estancaron después de que el presidente ucraniano Volodymyr Zelensky acusara a Rusia de cometer crímenes de guerra contra la población civil en ciudades como Bucha y Mariupol.

Putin dijo que los esfuerzos de paz están en un "callejón sin salida" y se puso furioso cuando Ucrania hundió el Moskva, el buque insignia de la flota rusa en el Mar Negro, según dos personas.

"Había esperanzas de llegar a un acuerdo. Putin estaba dubitativo. Tiene que encontrar la manera de salir de esto victorioso", dijo una de las personas.

Tras el hundimiento del Moskva, "Putin se opuso a firmar un acuerdo [ ... ] después de lo ocurrido con el Moskva no se ve como un ganador, porque fue humillante", añadió la persona.

Los funcionarios ucranianos y occidentales siempre habían dudado del compromiso de Putin en cuanto a las conversaciones de paz, y sospechaban que era una forma de ganar tiempo para la ofensiva de Moscú.

El presidente ruso parece tener una visión distorsionada de la guerra, tal y como lo exponen sus generales y lo muestra la televisión rusa, dijeron las personas informadas sobre las conversaciones con él.

Añadieron que insistía, a pesar de todas las pruebas en contra, en que sus fuerzas no tuvieron como blanco a los civiles durante los ataques como el asedio a la planta siderúrgica Azovstal, la última resistencia de las fuerzas ucranianas en la ciudad de Mariupol, que fue en gran parte destruida.

Intermediarios como el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, y el multimillonario propietario del Chelsea FC, Roman Abramovich, han intentado convencer a Putin de que se reúna con Zelensky con la esperanza de salir del impasse.

Los negociadores rusos y ucranianos han pospuesto la mayoría de los demás asuntos al tiempo que intentan llegar a un acuerdo sobre las garantías de seguridad para Kiev si se declara neutral y abandona su deseo de entrar en la OTAN.

Pero Putin le dijo a Michel en una comunicación que tuvieron el viernes que las conversaciones se habían estancado porque Ucrania "no dio su brazo a torcer", y aseguró que "no era el momento adecuado" para reunirse con Zelensky, según una persona informada de esa conversación.

Los negociadores interpretaron que esto significa que Moscú cree que puede capturar más territorio, en lugar de ser una señal de que las conversaciones necesitan más tiempo para encontrar puntos de acuerdo.

Putin está evitando la reunión con Zelensky "con todas sus fuerzas", dijo una persona involucrada en las conversaciones de paz. "Quiere que todo se decida antes de reunirse personalmente".

Zelensky dijo el sábado que quería que las conversaciones continuaran, pero afirmó que Ucrania no hará negociará si la gente de Mariupol es asesinada o si las autoridades rusas en la ocupada región sureña de Kherson organizan un referéndum separatista.

A los funcionarios de Kiev les preocupa que Putin pueda ir más allá del objetivo declarado por Rusia de capturar la región fronteriza del este de Dombás y, en su lugar, trate de apoderarse de todo el sureste, aislando a Ucrania del mar, según personas involucardas en los esfuerzos por poner fin a la guerra.

Ucrania confía en que puede hacer retroceder aún más a las tropas rusas después de haber derrotado el plan inicial de Putin de apoderarse rápidamente del país, pero a los funcionarios les preocupa cada vez más que Moscú pueda recurrir a las armas nucleares tácticas si sufre nuevos reveses, dijeron dos de las personas.

En una reunión con Michel en Kiev el miércoles, Zelensky dijo que la opinión pública ucraniana no apoya las conversaciones de paz, y añadió que es consciente de que luchar contra Putin es más popular que hacer concesiones, según una persona informada de su conversación.

Erdogan habló con Zelensky el domingo en un esfuerzo por reactivar las negociaciones estancadas. El líder turco dijo que Ankara estaba dispuesta a ayudar, según un comunicado. Erdogan señaló el viernes que también esperaba hablar con Putin en los próximos días.

El portavoz de Putin, Dmitry Peskov, y un representante de Abramovich no respondieron inmediatamente a solicitudes de comentarios.

Max Seddon en Riga y Henry Foy en Bruselas

Derechos de Autor - The Financial Times Limited 2021.

© 2021 The Financial Times Ltd. Todos los derechos reservados.  Por favor no copie y pegue artículos del FT que luego sean redistribuidos por correo electrónico o publicados en la red.

Lea el artículo original aquí.