Kourtney Kardashian y Travis Barker
Esta es la tercera boda de la socialité y el baterista. Credit: @kourtneykardash

Este domingo 22 de mayo el baterista de Blink-182, Travis Barker, y la socialité y empresaria, Kourtney Kardashian, se casaron en una ceremonia en Portofino, Italia. Esta es la tercera vez que se casan: la primera fue una boda divertida en Las Vegas y la segunda una ceremonia legal e íntima en Santa Bárbara, California.

La boda civil de California fue un requisito para la preparación para sus nupcias en Italia. “Primero tenían que casarse legalmente antes de su gran boda italiana”, declaró una fuente a People.

La mayor de las hermanas Kardashian llegó a un altar gótico esta vez con un vestido corto blanco y un enorme velo de tul con una Virgen María bordada, aparentemente inspirado en un tatuaje en la parte superior del cráneo de su nuevo esposo. Mientras que Barker lució un traje negro, ambos vestidos de Dolce & Gabbana.

Casi todos los miembros de la familia lucieron trajes Dolce & Gabbana ceñidos llenos de encaje, tul y drama. Muchos de los atuendos eran de archivos por lo que los medios afirman que la boda fue una pasarela publicitaria de esta casa de modas.

 “Según Launchmetrics, que recopila datos sobre el rendimiento de la marca, el fin de semana de bodas ya ha ganado "$ 25,4 millones en valor de impacto en los medios" para Dolce, gracias en gran parte a las publicaciones de Instagram de Kardashian-Jenners”, reseña un artículo de The New York Times.

“Todo parecía menos una boda y más una fiesta de disfraces. ¿El tema es el exceso italiano, tal vez? (Khloe usó una corona de halo dorado acorde con un santo en una pintura del Renacimiento; Kendall Jenner usó un conjunto de falda larga similar al vestido que Monica Bellucci lució fabulosamente en Cannes en 1997”, escribió la periodista Jessica Testa en el NYT.

Más de la boda

Andrea Bocelli y su hijo Matteo amenizaron la boda y según la revista People, entre las canciones que los presentes pudieron escuchar están: "I Found My Love in Portofino", "Can't Help Falling in Love" y su sencillo de 2018 "Fall on Me".

La lujosa celebración inició el lunes 19 con un almuerzo especial en la badía de San Fruttuoso. “Esa noche, los invitados disfrutaron de una cena y baile hasta altas horas de la noche en Villa San Bartolomeo, parte del complejo de propiedades de Dolce & Gabbana, todas llamadas L'Ulivetta”, afirma el artículo de People.

Los esposos ahora forman una familia con cinco hijos: los tres de Kourtney con su ex Scott Disick y los dos de Travis con su ex esposa Shanna Moakler .

Con información de People y The New York Times.