Las compras en tiendas de menudeo como Dollar Tree se han disparado recientemente lo cual es señal de que se avecina una recesión. FOTO: Wikipedia por Michael Rivera.
COMPARTE

Los indicadores económicos sigilosos suelen decir mucho más que las cifras oficiales.

Sí, eso existe aunque usted no lo crea. Al parecer, el que los hombres dejen de comprar calzoncillos, es un indicador de que se avecina una recesión. La idea es que la ropa interior es algo que nadie ve, así que la gente compra la más barata y desechable (o la mayoría de la gente lo hace). Lamentablemente, tengo malas noticias en este frente: Acabo de llegar de varios días de grabación en las Carolinas, que es el corazón del negocio textil estadounidense, y un par de personas de la cadena de suministro me comentaron que los pedidos de algunas de las grandes marcas de ropa interior se han desplomado en los últimos días.

Siempre me han fascinado estos indicadores económicos sigilosos, que a menudo dicen mucho más que las cifras oficiales. El índice de los lápices de labio es uno de mis favoritos. El maquillaje es un indicador contrario a una recesión. Las mujeres que quieran reducir sus gastos personales dejarán de comprar ropa, salir a comer o viajar y, en su lugar, comprarán un buen lápiz labial, un pequeño capricho para levantar el ánimo. ¿Adivinen qué? Las ventas de labiales aumentaron un 48 por ciento en el primer trimestre del año, y las cadenas de maquillaje en general están experimentando un aumento de las ventas este otoño.

Tengo un amigo político Demócrata que una vez me dijo que si quieres darte una idea de la economía del mundo real, tienes que ir a las tiendas de a dólar. Hace poco visité una cerca de mi casa y era un frenesí. Esperando para entrar había personas que parecían de toda la gama de clases socioeconómicas. Esta parece ser una tendencia más amplia, dado que las dos principales tiendas de a dólar del país, Dollar General y Dollar Tree, están registrando mayores ventas y ganancias de lo normal.

Por supuesto, hay a quienes no les importa el precio en absoluto; eso también es un indicador fascinante. Hace unas semanas escribí una columna sobre cómo la gente rica reunida en lugares elegantes (los Hamptons, Jackson Hole, Nantucket, etc.) no solo no está reduciendo sus compras, sino que está impulsando una especie de inflación muy localizada en sus barrios aislados.

Esto afecta en gran medida a las personas que tienen que trabajar en esas zonas o, de hecho, en muchas ciudades, como Charlotte, adonde fui la semana pasada, y los precios de las viviendas son ahora más propios de las costas que del sur. Hoy en día, hay que buscar mucho en cualquier lugar del país para encontrar una vivienda inicial de menos de $500.000; ya ni siquiera las construyen.

Todo esto pone de manifiesto la naturaleza dual de nuestra economía, y los efectos de la recesión que parece venir. Ed, tengo curiosidad por saber qué indicadores económicos aleatorios observas, y si hay algo con lo cual te hayas topado recientemente que parezca particularmente revelador de hacia dónde se dirigen las cosas.

Respuesta de Edward Luce

Rana, no tengo un conjunto de indicadores aleatorio para predecir las recesiones; los tuyos sí tienen sentido. También me resistiré a especular sobre si los hombres están cambiando los calzoncillos por las trusas (los calzoncillos ajustados deberían desecharse en todas las etapas del ciclo económico). También creo que gran parte de Estados Unidos es inmune al ciclo económico. Los ricos son tan ricos que el gasto en lujos es inmune al ciclo. Y la gente que frecuenta las tiendas de dólar sigue haciéndolo cuando los mercados están en auge. Sin embargo, los macrodatos y el sentido común dicen que nos dirigimos hacia una recesión. La cuestión es cuándo y qué tan grave será. No tengo una respuesta a eso, aunque la definición técnica anticuada (dos trimestres consecutivos de crecimiento negativo) sugiere que ya estamos en recesión. Si no es así, los recientes comentarios de Lael Brainard sugieren que la recesión está próxima a llegar.

Rana Foroohar, Edward Luce

Derechos de Autor - The Financial Times Limited 2021.

© 2021 The Financial Times Ltd. Todos los derechos reservados.  Por favor no copie y pegue artículos del FT que luego sean redistribuidos por correo electrónico o publicados en la red.

Lea el artículo original aquí.

COMPARTE
ÚLTIMAS NOTICIAS