La MLB volvió a la acción después de 99 días en paro / Captura de MLB TV

La MLB volvió a la normalidad. La firma, el jueves, de un acuerdo entre los dueños de equipos y la Asociación de Peloteros puso fin al paro patronal. Este viernes comenzó el Spring Training. Y al menos cinco agentes libres cerraron contratos millonarios apenas volvió a abrirse el mercado.

El anuncio que refrendaron el comisionado Rob Manfred y Tony Clark, el director del sindicato, fue un bálsamo para la afición. Pero mucho más refrescante fue ver a las grandes estrellas comenzar a trabajar en los complejos primaverales de Arizona y Florida.

La fanaticada asiste a la vuelta de su deporte favorito. Todo queda atrás. Pero ¿qué es ese todo? ¿Qué acordaron las partes, qué dice el nuevo Contrato Colectivo en los aspectos que tanto se disputaron?

DURACION DEL ACUERDO

El nuevo convenio tendrá una vigencia de cinco años. Abarcará las temporadas que se disputarán desde 2022 hasta 2026.

Incluye, por supuesto, los respectivos recesos entre campañas, debido a los muchos movimientos relacionados con los rosters de 40 que ocurren en esas fechas.

Las negociaciones en la MLB deberán reabrirse, a más tardar, en el invierno de 2026-2027. Pero es posible que no se dé el conflicto de esta vez, al menos tran profundo, pues los peloteros lograron muchas reivindicaciones que buscaban por primera vez y que servirán de base para futuras discusiones.

PLAYOFF CON 12 EQUIPOS

A partir de 2022 serán 12 los equipos clasificados y 18 los eliminados en la primera fase del campeonato.

Los playoffs se jugarán en cuatro vueltas.

Los 12 clasificados serán: los tres campeones de división en cada caso y tres comodines tanto en la Americana como en la Nacional.

Los dos mejores récords por cada liga avanzarán directo a las Series Divisionales, sin tener que disputar la primera etapa de la postemporada.

Los restantes elencos en ambos circuitos disputarán las Series del Wildcard. Serán ocho divisas. Jugarán al mejor de tres juegos y todos los compromisos se disputarán en la casa del club con mejor registro en la ronda regular.

Los cuatro vencedores pasarán a las Series Divisionales, donde se incorporarán los cuatro que avanzaron directamente. Jugarán al mejor de cinco choques, en el formato empleado hasta 2021.

Los triunfadores de las Series Divisionales se verán en las Series de Campeonato, al mejor de siete topes. Y los dos campeones de liga irán a la Serie Mundial.

Los dueños querían playoffs con 14 equipos. ESPN ofreció a la MLB un paquete de 100 millones de dólares por una postemporada así. Por 12 escuadras, el paquete es de 85 millones de dólares.

Los peloteros querían mantener los playoffs en 10 conjuntos.

BATEADOR DESIGNADO UNIVERSAL

Todos los equipos podrán utilizar un bateador designado por el pitcher.

Esto acaba con la costumbre de la Liga Nacional, donde los lanzadores siempre tuvieron obligación de batear, mientras mantuvieran en acción.

La Liga Americana emplea un designado por los monticulistas desde 1973.

Es uno de los aspectos que más rápidamente encontró acuerdo. Los dueños quieren más carreras por cotejo y los peloteros deseaban más puestos de trabajo para veteranos con limitaciones defensivas por la edad o la salud.

SALARIO MÍNIMO EN $700.000

Era uno de los puntos clave para los jugadores. Más de la mitad de todos los peloteros en los rosters inaugurales de la MLB hace un año ganaban sueldo mínimo.

El ingreso básico pasa de 570.500 dólares anuales a 700.000, con incrementos progresivos que lo llevarán a 780.000 dólares en 2026.

Los dueños ofrecieron inicialmente 650.000 dólares, con incrementos de entre 10.000 y 15.000 dólares cada año. El sindicato exigía poner en 750.000 dólares la línea inicial y la bajó a 715.000, pero con la petición de aumentos anuales de 20.000 dólares.

FONDO DE $50 MILLONES

Es otra de las cláusulas de honor para la unión. Más del 60 por ciento de los jugadores en rosters de 40 tienen menos de tres años de servicio. Por lo tanto, no pueden incrementar sus salarios a través del arbitraje o de la agencia libre.

Este fondo no existía. Está destinado a recompensar a los peloteros que no son elegibles para esos mecanismos laborales.

La asociación comenzó con un petitorio de 115 millones de dólares a repartir. La MLB ofrecía 5 millones. Acordaron, finalmente, un fondo por 50 millones de dólares.

Este dinero se repartirá anualmente entre los jugadores que no tengan tres años de servicio y se entregará según los méritos de cada quien.

Si uno de los elegibles logra el Cy Young o resulta el Jugador Más Valioso obtendrá 2,5 millones de dólares. Se reconocerá a los más votados en esos galardones, a los integrantes del Todos Estrellas de cada liga y a los dos más votados en el Novato del Año en cada circuito.

El resto del fondo se concederá según un ranking regido por el WAR.

MANIPULACIÓN DEL SERVICIO

Otro asunto crucial para la MLBPA. Quieren eliminar para siempre la costumbre reciente de retrasar tres o cuatro semanas el ascenso de los grandes prospectos, lo que permite ganar artificialmente un séptimo año de control sobre ellos, antes de la agencia libre.

Los jugadores, de hecho, plantearon la posibilidad de reducir de seis años a cinco el tiempo de servicio para que alguien pueda declararse agente libre. Y penalizar la manipulación descrita arriba. No lograron lo primero.

Se crean estímulos que no existían antes, para promover el más rápido ascenso de los mejores talentos.

Las novenas que tengan un "top prospect" en las tres mejores posiciones del Novato del Año o en las cinco mejores del Cy Young o el Más Valioso tendrán escogencias adicionales en el Draft Colegial.

Y todo "top prospect" que termine 1-2 en el Novato del Año recibirá un año completo de tiempo de servicio, sin importar la fecha en que haya sido llamado a las Grandes Ligas.

5 OPCIONES POR AÑO

Los años de opciones se mantienen en tres. Es el número de temporadas en las que un jugador puede ser bajado a las Ligas Menores sin ser expuesto en waivers.

Un hombre colocado en waivers puede ser adquirido libremente por cualquier otra divisa, lo que significa una pérdida para la organización original.

Hay un cambio, sin embargo, y es que el número de opciones a las Ligas Menores se restringe a solo cinco por campeonato. Antes, no existía un límite al año.

EL ROMPECABEZAS DEL CBT

El CBT es un rompecabezas para muchos aficionados. Se trata del Competitive Balance Tax, el impuesto para el balance competitivo en la MLB.

Al sindicato no le gusta, por considerarlo un tope salarial no oficial. Y los dueños no quieren flexibilizarlo mucho, para evitar que dos o tres grandes (Dodgers, Yanquis, ahora también Mets) rompan la caja y se lleven todos los principales agentes libres.

El tope comenzará en 230 millones de dólares y en 2026 será de 244 millones. La tasa máxima a pagar por cada equipos que supere esa raya será 80 por ciento sobre todo exceso de 60 millones de dólares. Por excesos menores, las tasas son más reducidas.

Los clubes querían mantener el techo en 210 millones de dólares. Los peloteros deseaban colocarlo en 245 millones este mismo año.

LOTERÍA EN EL DRAFT COLEGIAL

Los peloteros desean eliminar el derecho que tienen los equipos con peor récord para elegir a los mejores prospectos en cada Draft Colegial. Señalan este privilegio como un método mediante el cual algunas gerencias se someten a largas reestructuraciones, perdiendo "ex profeso" para seleccionar temprano en el sorteo durante tres o cuatro años seguidos.

Esto deriva en una cláusula completamente nueva en la MLB.

Ahora los 18 equipos que queden fuera de los playoffs irán a una lotería. A través de ese mecanismo serán seleccionados 6 al azar, y serán ellos quienes escojan primero en el Draft Colegial. El resto seguirá el orden tradicional, de peor a mejor, terminando con el campeón de la Serie Mundial.

Los negociadores diseñaron una compleja tabla que concede más posibilidades de estar entre los 6 beneficiados en la lotería a los peores récords de la justa inmediatamente anterior.

DRAFT INTERNACIONAL

No hubo acuerdo.

Los equipos quieren diseñar un draft que abarque anualmente las principales firmas internacionales. Por ahora solo van a un Draft Colegial los estudiantes de universidades y high schools de Estados Unidos, Puerto Rico y Canadá.

Los jugadores están totalmente en contra de un sistema que atente contra las libres adquisiciones en el resto del mundo.

Esta cláusula será revisitada dentro de cuatro meses, según acordaron las partes.

OFERTAS CALIFICADAS

Tampoco hubo acuerdo. Ambos bandos decidieron reabrir las negociaciones a finales de 2022. El destino de esta cláusula estará atado a lo que se decida con el Draft Internacional.

Los jugadores quieren eliminar la norma que permite las "ofertas calificadas". Se trata de un procedimiento mediante el cual los agentes libres pueden recibir una propuesta de un año por una cifra preacordada (algo más de 18 millones de dólares en 2021) para seguir con sus antiguos clubes.

Si el agente libre en cuestión rechaza la "oferta calificada", la organización original recibe en compensación una escogencia del draft correspondiente al elenco que finalmente firme al pelotero. Esto limita las capacidades de negociación de los jugadores.

Los propietarios proponen eliminar por completo esta cláusula, siempre y cuando la unión acepte el Draft Internacional.

PODER PARA EL COMISIONADO

El sindicato aceptó conceder poderes especiales al comisionado de la MLB. Ahora, Rob Manfred podrá proponer cambios de fondo en las reglas con solo 45 días de anticipación, en vez de tener que hacerlo un año antes.

Se espera que, gracias a esto, a partir de 2023, habrá relojes para apresurar a los lanzadores, se eliminarán los ajustes defensivos y comenzarán a utilizarse bases más grandes.

Además, los conjuntos podrán usar publicidad en los uniformes.

Se elimina la Regla Panamericana en los extrainnings.

Las carteleras dobles ya no serán a siete innings por juego, como se implementó a partir de la pandemia mundial. Todos los cotejos, pues, serán a nueve entradas o más.

Y la MLB recibe autorización para celebrar compromisos oficiales en Puerto Rico, México, República Dominicana, Londres, París y en ciudades asiáticas como Tokio y Seúl durante los cinco años de vigencia que tendrá este Contrato Colectivo.