Foto: Captura de video
COMPARTE

Un guardia de seguridad, perteneciente al Departamento de Servicios para Personas sin Hogar de Nueva York, fue suspendido el miércoles 7 de septiembre sin recibir el pago de su sueldo tras difundirse un video en el que se le ve golpear en la cara a un migrante venezolano que reside en el albergue.

En la grabación se observa al solicitante de asilo, identificado como Meiver Martínez, de 21 años, gritarle al oficial en varias ocasiones "no me pegues"; y luego de patear un estante, el agente reacciona golpeándolo en el rostro.

El agredido afirmó que esta no es la primera vez que ocurre, pues el custodio lo ha acosado en varias ocasiones porque tardaba para levantarse de la cama.

Lo que no se ve. Martínez contó que luego de recibir el golpe por parte del agente, al menos ocho oficiales más se abalanzaron sobre él, lo patearon, lo golpearon y le dispararon con una pistola paralizante en tres ocasiones.

  • Tras la agresión grupal, el migrante contó que se lo llevaron esposado en una ambulancia y lo trataron en el hospital. Afirmó que no se le acusó de ningún delito.
  • Martínez, quien en Venezuela era estudiante y trabajador en un puesto de frutas, llegó a Nueva York hace un mes luego de un viaje de tres meses que lo trajo a Estados Unidos.
  • Relató que regresó al refugio cerca de las 6:00 am del miércoles luego de terminar su turno de ocho horas limpiando una escuela judía ortodoxa.

Sin dar detalles. El Departamento de Servicios para Personas sin Hogar no quiso revelar la identidad del funcionario; tampoco respondió más preguntas sobre lo ocurrido.

  • En un comunicado expresó que no toleran la violencia o la mala conducta en contra de los refugiados, y añadió que se encuentran haciendo una "investigación completa" al tiempo que coopera con la oficina del fiscal del distrito para avanzar en el caso.

La situación de Nueva York con los migrantes. El hecho ocurrió en una estructura parecida a un castillo llamada Bedford- Atlantic Armory, ubicada en Brooklyn, que se ha convertido en uno de los refugios para hombres más grande de la ciudad.

  • La ola de más de mil migrantes que ha llegado a la gran manzana durante las últimas semanas en los autobuses enviados a Nueva York por el gobernador de Texas, Greg Abbott, ha hecho que la ciudad se mantenga buscando formas de acomodarlos entre una población que ahora asciende a más de 5 mil refugiados.
  • Aunque el alcalde demócrata de la ciudad, Eric Adams, recibió a los migrantes, los defensores de los derechos de esta comunidad aseguran que muchos de los solicitantes de asilo han tenido que aguantar trámites burocráticos, barreras del idioma, acoso, separación familiar y problemas para tener enseres de primera necesidad.

Fuente principal de la noticia: The New York Times.

COMPARTE
ÚLTIMAS NOTICIAS