fentanilo
DROGAS. Numerosas personas mueren cada año por su consumo/Pexels
COMPARTE

Si solo tienes unos segundos, lee estas líneas:

  • Mientras que el fentanilo farmacéutico es recetado por los médicos para tratar el dolor intenso, el fabricado ilícitamente está relacionado con algunos de los casos más recientes de sobredosis.
  • Es poco probable que el simple hecho de tocar fentanilo provoque efectos nocivos en la salud, según la Administración de Control de Drogas (DEA).
  • La naloxona es un medicamento que sirve para bloquear los efectos de los opioides y revierte rápidamente una sobredosis.

 

El fentanilo es un opioide entre 50 y 100 veces más potente que la morfina, según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés). En caso de sobredosis, puede causar convulsiones, un aumento de la presión arterial y una depresión del sistema respiratorio, que puede provocar la muerte. Existen varios mitos y desinformaciones relacionados con esta sustancia. Por ejemplo, que tocar una pequeña cantidad de fentanilo provoca una sobredosis o la muerte o que la naloxona (el medicamento que revierte los efectos de este opioide) no puede salvar la vida a una persona con una sobredosis.

La importancia de diferenciar el fentanilo farmacéutico del fabricado ilícitamente

No es cierto que todo el fentanilo sea igual. Como señalan los CDC, existen 2 tipos diferentes: el farmacéutico y el fabricado ilícitamente. Ambos se consideran opioides sintéticos (drogas que se crean en laboratorios).

El fentanilo farmacéutico se fabrica siguiendo estrictos controles y es recetado por los médicos para tratar el dolor intenso, especialmente después de una operación y en las etapas avanzadas del cáncer, según los CDC.

Sin embargo, el organismo destaca que los casos más recientes de sobredosis relacionadas con esta sustancia están vinculados al fentanilo fabricado ilícitamente, que se distribuye en mercados ilegales y con frecuencia “se añade a otras drogas debido a su extrema potencia”. “Lo que hace que se vuelvan más baratas, más potentes, más adictivas y más peligrosas”, señalan los CDC. En Factchequeado ya te hemos explicado qué sabemos de la crisis por consumo de fentanilo y cómo salvar la vida a alguien con una sobredosis

La naloxona es un medicamento que revierte rápidamente una sobredosis

Más de 150 personas mueren cada día en Estados Unidos por sobredosis relacionadas con opioides sintéticos como el fentanilo, según los CDC. La Oficina de Asuntos de Salud (OHA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos explica que existe la falsa creencia de que la naloxona no puede salvar a una persona con una sobredosis. Pero no es cierto. 

Este medicamento sirve para bloquear los efectos de opioides como el fentanilo y la heroína, como indican los CDC: Puede restablecer en 2 o 3 minutos la respiración normal de una persona cuya respiración disminuyó, o hasta se detuvo, como resultado de una sobredosis”, indican.

Cualquiera puede llevar consigo naloxona y administrársela a alguien. Los CDC destacan que este fármaco no perjudica a una persona que tiene una sobredosis de drogas que no sean opioides, así que, ante la duda, recomienda utilizarla.

La naloxona está disponible en todo Estados Unidos y, según los CDC, en la mayoría de los estados es posible conseguirla en una farmacia local sin receta. Desde el NIDA subrayan que también es posible obtenerla de forma gratuita en programas comunitarios de distribución, grupos públicos locales de salud y departamentos locales de salud.

Los CDC aconsejan portar este fármaco a quienes corran el riesgo de padecer una sobredosis por opioides o conozcan a alguien a quien le pueda pasar. Entre estas personas, menciona a quienes toman dosis altas de medicamentos opioides (50 miligramos equivalentes de morfina o más al día) recetados por un médico, utilizan opioides y benzodiazepinas (un tipo de sedante que se prescribe comúnmente para la ansiedad o el insomnio) al mismo tiempo o usan drogas ilegales como la heroína. 

Una persona que sufre una sobredosis no puede administrarse la naloxona a sí misma, según los CDC, por lo que es aconsejable que informe a otros de dónde tiene este fármaco.

Es poco probable que tocar fentanilo provoque efectos nocivos en la salud 

El fentanilo fabricado ilícitamente puede estar en forma líquida (como aerosol nasal o gotas para los ojos) o en polvo. También es un mito que tocar una pequeña cantidad de fentanilo cause una sobredosis o incluso la muerte

En realidad, es poco probable que la exposición cutánea provoque efectos nocivos, según la Administración de Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos, el Departamento de Salud y Servicios Humanos de Carolina del Norte (DHHS) y el Departamento de Salud de Virginia (VDH). 

No obstante, ante una posible exposición a esta sustancia, estos organismos aconsejan lavar rápidamente la zona expuesta con agua y jabón y, antes de hacerlo, evitar tocarse la cara, fumar o comer. Los desinfectantes para manos a base de alcohol o la lejía (un producto de limpieza) “no eliminan eficazmente los opioides de la piel y pueden aumentar la absorción del fentanilo”, según el DHHS. 

Los mareos o los vómitos no tienen por qué ser síntomas de una sobredosis de fentanilo

“Si me siento mal después de encontrarme con una sustancia en polvo, estoy experimentando una exposición sintomática al fentanilo”. Este es otro de los mitos relacionados con esta sustancia, según la OHA.

Los síntomas de la sobredosis de fentanilo “son los mismos que los de todas las sobredosis de opioides”. Para detectar si alguien está sufriendo una, los CDC aconsejan observar si tiene las pupilas pequeñas, como si estuvieran contraídas (las llamadas pupilas en punta de alfiler); si se está quedando dormido o pierde el conocimiento; y si su respiración es lenta y débil o directamente no respira.

Desde la OHA destacan que se pueden sufrir síntomas como mareos, una frecuencia cardíaca acelerada, náuseas y vómitos o “sentirse enfermo” debido a lesiones por calor, deshidratación u otras condiciones médicas no relacionadas con el fentanilo. “En caso de duda, administre naloxona y solicite asistencia médica de emergencia”, señala el organismo.

Si se cree que alguien tiene una sobredosis, es importante llamar al 911 de inmediato. “La mayoría de los estados tienen leyes que podrían proteger contra problemas legales a una persona que tiene una sobredosis o a la persona que llamó para pedir ayuda”, destacan los CDC.

Factchequeado es un medio de verificación que construye una comunidad hispanohablante para contrarrestar la desinformación en Estados Unidos. ¿Quieres ser parte? Súmate y verifica los contenidos que recibes enviándolos a nuestro WhatsApp +16468736087 o a factchequeado.com/whatsapp.

COMPARTE
ÚLTIMAS NOTICIAS