Tiroteos en DC

Un oficial de policía de DC mató a tiros a un hombre la noche del viernes, después de que esa persona apuntó con un arma a una mujer y a otro agente en una disputa doméstica, según informaron las autoridades. El hecho ocurrió en un apartamento en el suroeste de la capital.

La persona que murió fue identificada como Terrance Maurice Parker, de 36 años, del sureste de Washington. La policía informó que recuperaron un arma de fuego del apartamento, en la cuadra 1100 de Fourth Street SW, cerca de la estación de metro Waterfront.

De acuerdo con la versión oficial, una persona dentro del apartamento en Lex and Leo, en Waterfront Station, llamó a la policía poco antes de las 9:00 pm para reportar un disturbio doméstico.

El subdirector ejecutivo de la policía, Ashan Benedict, dijo que se permitió entrar a los agentes al apartamento, ocupado por un hombre y una mujer.

Un informe policial hecho público este sábado narra que la mujer les dijo a los oficiales que quería que su novio saliera del apartamento. Mientras los agentes intentaban hablar con el hombre, él sacó una pistola “y comenzó a apuntar hacia un oficial” y la mujer.

Entonces uno de los oficiales disparó e hirió a Parker, quien fue trasladado a un hospital en estado crítico y murió posteriormente. Las autoridades no dijeron cuántas veces disparó el agente ni en qué parte del cuerpo lesionó a Parker.

La Oficina de Asuntos Internos del Departamento de Policía está investigando el tiroteo. Los oficiales involucrados están asignados a patrullar en el Primer Distrito y han sido puestos en licencia administrativa.

La policía no proporcionó detalles sobre la naturaleza de la disputa doméstica. La mujer no fue identificada.

Los agentes de policía de DC han disparado a seis personas este año, una de ellas mortalmente. Las autoridades dijeron que los heridos estaban armados con cuchillos o armas de fuego. 

La ley requiere que la policía de DC identifique a los oficiales involucrados en tiroteos y haga público un video de sus cámaras corporales dentro de los cinco días hábiles posteriores a un incidente grave de uso de la fuerza. La persona lesionada o la familia de un fallecido pueden oponerse a la publicación del video.

Con información de Peter Hermann/The Washington Post.