Cheney Buffalo
Foto: EFE

La congresista republicana Liz Cheney cargó contra sus colegas de partido ayer lunes, acusándolos de promover el “nacionalismo blanco”, a propósito del ataque racista ocurrido en Buffalo, New York. El tiroteo del pasado sábado 14 dejó 10 víctimas mortales.

Buffalo en contexto

El sospechoso del tiroteo, identificado como Payton Gendron (18 años), entró en el supermercado Tops Friendly Market de la avenida Jefferson, en Buffalo, poco después de las 2:30 p.m. y abrió fuego contra los presentes.

  • El FBI está investigando el ataque como un crimen de odio por motivos raciales, y las autoridades federales también están considerando un posible cargo de terrorismo.
  • Se cree que el presunto atacante, que es blanco, escribió un artículo de 180 páginas que detalla sus ideologías supremacistas blancas y su plan para atacar a una comunidad negra.
  • Supuestamente, Gendron es un defensor de la “teoría del reemplazo”, una teoría conspirativa que afirma que se están trayendo personas no blancas a EE UU y otros países occidentales para “reemplazar” a los votantes blancos y así lograr una agenda política.

¿Qué dijo Cheney?

“El liderazgo republicano de la Cámara ha permitido el nacionalismo blanco, la supremacía blanca y el antisemitismo. La historia nos ha enseñado que lo que comienza con palabras termina mucho peor. Los líderes del @GOP deben renunciar y rechazar estos puntos de vista y aquellos que los sostienen”, escribió la legisladora en su Twitter.

  • Antes de que Cheney hiciera su declaración, Adam Kinzinger, otro legislador republicano moderado, twitteó contra la directora de conferencias del GOP en la Cámara, Elise Stefanik. Stefanik ha reemplazado a Cheney en este cargo desde el año pasado, cuando fue removida por votación de sus colegas por sus posturas anti-Trump.
  • “Sabían que: ¿(Elise Stefanik) impulsa la teoría del reemplazo blanco? La #3 del GOP en la Cámara. (Liz Cheney) fue destituida por pedir la verdad”, se lee en el tweet. Kinzinger también expresó que el líder del partido en la Cámara, Kevin McCarthy, debería pronunciarse respecto a las posturas de Stefanik.

¿Por qué es importante?

Además de Stefanik, varios legisladores republicanos fueron objeto de escrutinio durante el fin de semana por su aparente adopción de elementos de la teoría de reemplazo. Pero incluso antes del tiroteo, figuras prominentes del GOP no han tenido reparo en verse asociados con eventos y representantes del movimiento nacionalista blanco.

  • En febrero, los representantes Marjorie Taylor Greene y Paul Gosar participaron en una conferencia organizada por Nick Fuentes, un destacado nacionalista blanco. Para Gosar, fue el último de una serie de episodios que lo vinculan con los líderes de la ideología y su retórica.
  • “No hay lugar en el Partido Republicano para los supremacistas blancos o el antisemitismo” dijo en una declaración el líder de la minoría del Senado, Mitch McConnell, a pesar de que no identificó a los legisladores.
  • El senador republicano Mitt Romney fue más duro en sus críticas a Greene y Gosar. “Imbéciles. Tengo imbéciles en mi equipo”, dijo en el programa State of the Union en CNN. “No hay lugar en ningún partido político para este nacionalismo blanco o racismo. Simplemente está mal”.

Con información de NPR y CNN