Pastillas abortivas y las restricciones al proceso en EE UU
Según el Guttmacher Institute, más de la mitad de los abortos en EE. UU. ahora se realizan con píldoras, en lugar de cirugía.

Cuida de ti
y de los tuyos

Recibe un resumen semanal con noticias y tips de salud

Dirección(Obligatorio)
Al suscribirse, acepta recibir boletines informativos por correo electrónico o actualizaciones de El Tiempo Latino y acepta nuestra política de privacidad. Puede darse de baja en cualquier momento y puede contactarnos aquí.

Si la Corte Suprema toma la misma decisión que se vio reflejada en el borrador filtrado esta semana, en el que la mayoría del tribunal vota a favor de anular los precedentes legales que otorgan el derecho constitucional al aborto hasta la semana 24 en el país, restringir el uso de pastillas abortivas y consultas médicas en remoto será lo que políticos y activistas antiaborto tratarán de detener a continuación. 

Las pastillas abortivas en Estados Unidos

El uso de pastillas abortivas empezó a incrementarse a partir del 2000, cuando la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA)  aprobó la mifepristona, el principal fármaco utilizado en los abortos con medicamentos.

  • Según el Guttmacher Institute, que se dedica de investigación y defensa del derecho al aborto, más de la mitad de los abortos en EE. UU. ahora se realizan con píldoras, en lugar de cirugía.
  • El año pasado, la FDA eliminó un requisito de larga data de que las mujeres recogieran las píldoras abortivas en persona. La entrega por correo ahora también está permitida en todo el país, reseña AP.
  • Esto promovió que hubiese cada vez más servicios en línea  para ofrecer información sobre cómo obtener la píldora abortiva y consultas para una receta. 

Las restricciones a las pastillas en el país 

Texas, Dakota del Sur, Kentucky, Arkansas, Ohio, Tennessee y Oklahoma son algunos de los estados en donde los republicanos se han movido para restringir el acceso a las píldoras abortivas en los últimos meses. 

  • La gobernadora de Dakota del Sur, Kristi Noem, dijo que son necesarias visitas adicionales en persona, así como prohibir que las pastillas sean enviadas por correo para proteger a las mujeres y salvar a los “niños por nacer”. 
  • Además de irse a otros estados, las mujeres también pueden recurrir a farmacias localizadas internacionalmente, explicó la profesora Greer Donley, especialista en atención de salud reproductiva de la Universidad de Pittsburgh. Y a otras les envían las pastillas recetadas desde otros estados. 
  • Donley señaló que estos recursos hacen que sea posible practicarse un aborto sin la intervención de un médico y eso hace que sea más difícil para los estados controlar quién accede y quién no. “¿Cómo se va a hacer cumplir la ley?”, añadió la profesora. 

¿Cómo se podría hacer cumplir las leyes anti-aborto y restringir las pastillas?

Sue Leibel, directora de política estatal de Susan B. Anthony List, una destacada organización que se opone al aborto, reconoció que se trata de un problema que se ha “infiltrado” entre los legisladores republicanos, quienes buscan lidiar con los mecanismos de aplicación.

  • Los opositores al aborto sostienen que no tienen intención de enjuiciar a las mujeres que buscan abortar. En cambio, Leibel sugirió que el próximo objetivo para la aplicación estatal deberían ser las farmacias, organizaciones y clínicas que proporcionan las píldoras abortivas. O que deben enfocarse en elegir un candidato presidencial que trabaje para revertir la decisión de la FDA. 
  • A la profesora Donley le preocupa que, con nuevas batallas legales en el horizonte y quienes necesitan practicarse un aborto haciendo todo lo posible para realizar el procedimiento, los legisladores terminen enjuiciando a las mujeres embarazadas. 

Con información de: AP